Se encuentra usted aquí

Yepes: un Rey sin corona

¿Por qué el gran Mario Alberto nunca fue considerado el mejor defensa del mundo? Para mí, le faltó prensa.
Por
Álvaro Castellanos

Por Álvaro Castellanos | @alvaro_caste // Fotos: AFP.
 
Desde que veo fútbol, no recuerdo a alguien que se barra con la fiereza y la limpieza de Mario Yepes. Sólo uno se le acercaba: Steve Hyūga, el de Supercampeones, con su “barrida del tigre”, que le sacaba fuego al pasto y toda la cosa. Pero es que ni la ficción alcanzó a igualar a nuestro histórico defensa, que este miércoles anunció su retiro como futbolista a los 40 años. Nueve equipos, un Mundial y ocho títulos explican la tremenda carrera que tuvo. Una carrera larga y exitosa, pero, más allá de todo, subvalorada. Si Yepes no fue en su momento el mejor defensa central del mundo, pega en el palo.

Tanto que nos quejamos hoy en día del estatus mediático de los ídolos deportivos y creo que eso le faltó un poco a nuestro quita-pelotas para que fuera considerado el mejor del planeta en su posición. Pasa que cuando más brilló no había Facebook, Twitter, Instagram ni hashtags. De hecho, esta columna buscará posicionarse con la etiqueta #GraciasYepes.
 
En algún punto entre 2001 y 2003 creo que vimos la mejor versión de Mario Alberto. En ese período, ganó la Copa América con Colombia y dos títulos argentinos con River Plate, con lo cual pudo saltar a Europa, pero a un equipo que ni fu ni fa: el insípido Nantes de Francia, que pocas figuras tenía, pero que al menos había logrado clasificar a la Champions.
 
Todo el mundo recuerda el caño que Riquelme le hizo a Yepes en un superclásico como la jugada menos afortunada en su carrera.

Temas relacionados: 
Ver comentarios