Se encuentra usted aquí

Cinco series que transformaron para siempre a la televisión

Por
Redacción Shock

“Hoy la audiencia que ve televisión ha dejado de ser una audiencia pasiva, con el auge de las redes sociales, smartphones, tablets y phablets aquellas personas cuyo ritual para compartir en familia es  reñirse en torno a la pantalla de un televisor se han convertido en consumidores activos”, señalaba Francisco Asensi en su conferencia sobre los ‘10 formatos de convergencia que cambiaron la televisión’ presentada en el marco del BAM 2015.

Y es que según lo explicaba el director de Endemol Beyond España, la televisión siempre ha querido ser un medio social, pero la tecnología de los años 50, 60, 70 y 80 era tan limitada que pensar en contenidos interactivos y al instante mientras se transmitía un nuevo episodio de “Naturalia”, “Sábados Felices” y “Café, con aroma de mujer”, entre otros, era una tarea imposible.

La “vieja” TV se concentraba netamente en los productos locales que las programadoras del momento estuvieran disponibles a ofrecer a sus televidentes, no existían los trinos spoiler que contaban el final de la novela, ni los medios de comunicación sentían la necesidad de hacer un análisis a profundidad sobre el capítulo presentado la tarde / noche anterior. 

Sin embargo, lo que nadie esperaba era que un amigo de nombre “Internet” y otros secuaces que fueron naciendo con la llegada del nuevo milenio (léase: dispositivos móviles, canales de video y contenidos vía streaming) serían los responsables de transformar la forma como hoy los millennials vemos televisión. 

Con la creación de los smartphones, tablets y phablets el mundo decidió quitarse la venda de “TV para abuelitos” y presentar un nuevo modelo de consumo: “la TV 2.0”. Una televisión cuya audiencia es 100% interactiva, tiene todo tipo de contenidos (nacional e internacional) y además le dio vida a las historias de nicho que estaban relegadas en los cómics o libros de historia.

Es en este punto en el que las series basadas en la vida de los superhéroes, historias zombies y relatos paranormales empiezan a cobrar importancia en el mundo, los medios digitales se preocupan por hablar de lo bueno, lo malo y lo feo que tienen cada una de éstas, y el público empieza a sentir l necesidad de comentar en tiempo real lo que piensa de “x” o “y” capítulo de estreno. 

En el olvido han quedado los novelones que por años mantuvieron a su público sentado frente a la pantalla de un televisor sin musitar palabra alguna; hoy se habla de la TV y su segunda pantalla, es decir, de interacción en tiempo real entre los emisores del contenido y sus consumidores… hoy después de muchos años podemos hablar de “Social TV”.

Un modelo en el que ‘The Truth About Marika’, ‘Los expedientes secretos X’, ‘Lost’, ‘The Walking Dead’ y ‘Heroes’, cambiaron por completo la historia de la televisión. Pero ¿por qué fueron estas cinco series las responsables de darle un giro a lo que era en sus inicios la TV? Sencillo. La mayoría de ellas trata temáticas que en el pasado solo vivían en formatos impresos y que estaban asociadas a un público geek cuyo interés por los programas televisivos era casi nulo.

Una vez que las historias surreales saltaron a la pantalla chica, este sector de la población que creció con Batman, Superman, Spider-Man, Daredevil, Flash, La Mujer Maravilla y otros importantes personajes, se vio obligado a hacer parte de la televisión 2.0. Cada serie se convirtió en un programa de culto en torno al cual se fueron creando grupos de adoración, blogs temáticos, juegos y aplicaciones interactivas.

‘Los Expedientes Secretos X’ causó tanto impacto entre los estadounidenses que se crearon dos tipos de sectas en Internet: aquellos que adoraban a David Duchovny (Fox Mulder) y quienes se sentían identificados con la forma de ser Gillian Anderson (Dana Scully). Estos clubs de seguidores empedernidos tenían todo tipo de información sobre los dos “agentes del FBI” e incluso publicaron una serie de mandamientos según la forma de actuar que tenía cada una de los personajes.

The Walking Dead, Heroes y Lost, también se robaron el show de una manera mucho más interactiva. Para estas series se crearon apps que invitaban a sus seguidores a responder trivias previas a los capítulos estreno – y cuyos resultados iban apareciendo a medida que el episodio desarrollaba su historia –, apostar por los sucesos malos que iban a pasar en Alexandria y dar un veredicto sobre el muerto de la semana y la manera como éste iba a morir. Actividades en tiempo real que le fueron brindando mayor importancia a la segunda pantalla.

Pero, sin duda alguna, el puesto número uno a la serie líder en televisión social se lo lleva ‘The Truth About Marika’. Un programa sueco que se fusionó con los juegos de realidad alternativa (ARG) y que llevó a las personas de Estocolmo a buscar pistas por toda la ciudad sobre la desaparición de una mujer que nunca existió más allá de la imaginación de los productores. 

“Gracias al social TV hoy el televidente es más libre, más pensante”.

@MariaMarchita

Temas relacionados: