Se encuentra usted aquí

El grito de la moda independiente por Viviana y Gustavo Lozano

Por
Redacción Shock
“El hecho de ser  una marca independiente ha sido todo un reto. Muchas veces te sorprende saber todo lo que puedes lograr y otras veces te muestra todo lo que te hace falta por aprender. Para ser independientes hemos tenido que ser multitaskers, al principio mucho más claro está. 

Al comienzo empezamos haciendo experimentos con ropa, muchos bocetos. Un día después de varios dibujos, ideas, confusiones y pasadas varias noches en vela, surgió la idea de unirnos, nosotros como hermanos, y hacer de todas nuestras ideas un proyecto. Al principio experimentamos un poco, y nos fuimos dando cuenta lo que disfrutábamos más hacer y eso era hacer ropa para hombre. Así nació una marca como JUAN. Es nuestro alter ego, es el avatar para manejar la marca desde una tercera persona, ese personaje de misterio que muta y cambia en cada colección en un ser reinventado. Creamos esta marca como un medio de anonimato de nosotros como diseñadores; queremos que finalmente sea JUAN el que tenga el protagonismo en este proyecto.

Somos una marca alejada de estereotipos que gestionamos nuestro trabajo con cierto nivel de experimentación. También, gran parte de lo que en la marca es gracias a la determinación no solo de nosotros dos, sino de un gran equipo de trabajo, amigos y familia que ha creído desde el principio en este sueño. 

Muchas veces hemos tenido que tomar riesgos y creer en nuestro instinto. Siempre buscamos información y la opinión de la gente en la confiamos como nuestra familia y amigos pero al final tomamos las decisiones importantes basados en nuestro instinto

En Colombia cada día la moda es un tema más importante. Cada vez se ve en las calles gente más interesada en vestir bien, y no estamos muy lejos de lo que pasa en Paris o Nueva York. Esto es una gran oportunidad para las marcas colombianas independientes de dar lo mejor y hacerse notar.  Aunque la entrada de varias marcas extranjeras al país no se puede ignorar, el producto colombiano tiene un valor agregado muy grande y creo que esta es de las mejores herramientas que las marcas colombianas deben contar para lograr sacar el mejor provecho de eso.