Se encuentra usted aquí

Tecktoniks, nosotros no bailamos, somos el baile

Por
Redacción Shock

Vestidos con ajustadas prendas atiborradas de color, y en sus cabezas una densa capa de gel que le da cuerpo a su look, medio punkero y andrógino, los fanáticos del dance electro o Tecktonik se toman semanalmente la plazoleta exterior del centro comercial Gran Estación para bailotear desenfrenadamente al ritmo de sonidos procedentes de una grabadora de pilas o un celular con altavoz.

"Nosotros no bailamos, somos el baile"

Del pelotón de gente que circula por la zona sobresalen coloridas camisetas y pantalones entubados de varios adolescentes que, uno a uno, van sumándose al evento de Tecktonik programado para este día. El ruido proveniente de construcciones y gritos de vendedores de minutos a celular se mezcla con la música que produce la grabadora, ubicada al costado del círculo que forman. Los esqueletos empiezan a sacudirse con beats de house y minimal mientras concretan el orden anotando el nombre en papelitos con el que pasarán al centro para llevar a cabo las batallas de baile. Una dinámica que evoca la época marcada por Fiebre de sábado en la noche, la cinta en la que John Travolta meneaba la cadera frente a sus oponentes sobre luminosas pistas de baile de las discotecas más famosas del momento. Cientos de transeúntes pasan al lado de los “tecks” y los miran como bichos raros que se retuercen.

Alejandro Penilla, de 18 años, mejor conocido como ‘Bolltck’ en el circuito tecktóniko y en el grupo en Facebook “Tecktonik Colombia”, es un fiel seguidor del movimiento desde hace un poco más de seis meses y cree que la reacción de la gente es normal. “La mayoría de personas que nos ven creen que somos muy raros y hasta homosexuales, por el modo en que nos movemos y la forma como nos vestimos. Otros dicen que somos gomelos que seguimos una moda pasajera como los candy. Lo que piensen nos da igual.”, afirma.

“Bolltck”, un joven que ha prestado de forma voluntaria siete de sus dieciocho años para ayudar a otros a través del servicio social del Movimiento Juvenil Salesiano del Mundo, conoció el Tecktonik el año pasado a través de videos en Youtube, al igual que muchos de sus amigos. Basta con poner la palabra “Tecktonik” en el buscador de videos para que aparezca una lista dn.

Aunque este estilo alcanzó la fama a través de videos callejeros publicados en internet por jóvenes que debido a su edad no tenían la posibilidad de ingresar a clubes nocturnos de baile, su origen se remonta a las agitadas fiestas de principios de siglo en Metrópolis, un reconocido club de música electrónica en París, en donde cerca de 8.000 personas bailaban al ritmo de excitantes e intensos beats de hard techno pinchado por dj’s residentes como Rv. B y Dj Jess, pioneros del “Tck”. Allí se realizaron una serie de batallas llamadas “Tecktonik Killer”, en las que dos oponentes hacían gala de sus movimientos para vencer al otro.

Musicalmente hablando, el “Tck” (o Tecktonik) es una mezcla entre dance, house, hardteckno, minimal y hip hop. Según Rv. B, el término “Tck” proviene del choque entre las placas tectónicas de la Techno Hardstyle del norte de Europa, y la Techno Festiva proveniente del sur.

En Colombia, este fenómeno se está popularizando desde hace algunos meses gracias a redes sociales como Hi5 y Facebook, en donde varios grupos suman casi seis mil fanáticos. A través de estos grupos, los seguidores del “Tck” comparten la mayor cantidad de información relacionada con el movimiento, publican sus propios videos y los utilizan como un espacio de difusión en el cual pueden generar nuevos encuentros. El grupo de Facebook que tiene mayor movimiento en el país (con más de 3.000 usuarios) es “Tecktonik Colombia”, creado por un joven de Chiquinquirá llamado Camilo Valbuena, quien llegó a Bogotá hace cinco años para estudiar Derecho en la Universidad Libre.

Uno de los que bailan “Tck” en el Distrito Capital es ‘Krixo’, quien cursa undécimo grado en el Colegio Agustiniano San Nicolás y que con apenas 16 años es considerado por muchos -junto a ‘Flow’ y a Camilo Valbuena- uno de los mejores de la ciudad. Por su parte, ‘Flow’, de 15 años y quien aprendió de su padre a tocar el acordeón y además de la música electrónica le gustan el reggae y el vallenato, es mucho más enfático al afirmar que es profesional en lo que hace y por eso ha perdido el interés en asistir a los eventos programados. “Yo fui uno de los que se encargaron de convocar a los primeros ‘tecks’ para conocernos, pero desde que empezaron a ir los ‘floggers’ con sus modas, todo se dañó. La gente llega a farandulear y a levantar novia. Eso no me gusta y por eso creé un grupo aparte junto a ‘Krixo’ y a otros amigos, para bailar de forma más underground”, asegura.

El eco del “Tck” ha llegado a otras ciudades del país como Palmira, en donde pequeños grupos empiezan a vislumbrarse. Manuelle Carvajal es el creador del grupo Tck - Secret Society y junto a sus amigos de toda la vida se toman la estación de trenes de Palmira para bailar lo que conocieron a través de un programa en televisión. “Con Juan Conde, mi mejor amigo, supimos del baile en el programa Más Nescafé y luego, cuando fuimos al Black and White -un evento de música electrónica en el Lago Calima- vimos a un tipo bailando y nos gustó mucho. Por eso empezamos a buscar en internet y cuando aprendimos más, creamos el grupo. Apenas somos cinco, pero ya hay algunos que nos piden que les enseñemos”.

Teck- nicismos

Electro dance: El baile
Tecktonik: La marca
Tck: Diminutivo del Tecktonik
Teck: El que baila Tecktonik
Jey Jey: El maestro
Dj Jess: El profeta
A cause des garcons: El video “Tck” más visitado en Youtube, con 13'434.223 plays.

Step By Step

La mayoría de los pasos en el “Tck” -aunque no tienen nombre propio- parten de los brazos. La simetría, la fluidez y la energía de todo el cuerpo, no obstante, también marcan la diferencia y nivel del estilo entre los tecks. Por su parte, las piernas realizan un par de movimientos básicos como el de juntar y separar las rodillas repetidamente y dar patadas al aire para generarle un impulso al cuerpo. Al fusionarse entre sí, estos pasos imponen velocidad y una considerable destreza motriz, y alcanzan un alto grado de dificultad generando movimientos y nuevos retos entre los tecks.

1. Pasar la mano sobre la cabeza –como poniéndose gomina en el pelo– para luego extenderse hasta donde el cuerpo lo permita, mientras el otro brazo realiza la operación de forma inversa.
2. Cruzar los brazos frente al cuerpo y señalar hacia el costado opuesto –el derecho hacia la izquierda y el izquierdo hacia la derecha– como señalando dos personas que se encuentran a los lados.
3. Rodear la cabeza rápidamente con los dos brazos como intentando liberarse desesperadamente de un ataque de abejas.
4. Los brazos se entrelazan constantemente frente al cuerpo simulando el movimiento de una mariposa.
5. Cubrir el rostro con una mano dirigiéndolo hacia un costado mientras elofeta
A cause des garcons: El video “Tck” más visitado en Youtube, con 13'434.223 plays.

Publicidad