Se encuentra usted aquí

Cocodrilos asesinos, los peligrosos depredadores de la gran pantalla

Ha llegado la hora de recordar algunas de las cintas protagonizadas por estos peligrosos depredadores.
TERROR BAJO LA CIUDAD
TERROR BAJO LA CIUDAD
Por
Julián Ramírez

Hay toda clase de películas de terror. Tenemos los ‘slashers’ con asesinos aparentemente imparables, las escalofriantes historias de fantasmas y aquellas con criaturas sobrenaturales como hombres lobo y vampiros, entre muchas otras más. De todos estos subgéneros, hay uno que resalta por su simplicidad y efectividad: aquel en el que el horror proviene de los animales.

Por: Julián Ramírez // @Sir_Laguna

Películas como Tiburón, Cujo y Anaconda nos recuerdan que el ser humano no es el amo absoluto de la naturaleza. Que hay criaturas reales que pueden acabar con nuestra vida sin importar lo fuertes o rápidos que seamos. Ni siquiera lo hacen por maldad, es la necesidad instintiva de alimentarse y proteger su territorio.

Entre todos los animales que acechan en los filmes de terror, el cocodrilo es uno de los más interesantes. Estos reptiles habitan casi todos los continentes y son protagonistas de historias mitológicas en las que se les trata como dioses y de leyendas urbanas tan extrañas que podrían ser reales. Nos fascinan tanto que solo son superados en cantidad de películas dedicadas a ellos por los tiburones. No es raro. Su extraña apariencia, su capacidad de acechar en absoluta inmovilidad y la ferocidad con que finalmente devoran a sus presas los convierte en los monstruos perfectos.

Por eso, ha llegado la hora de recordar algunas de las más interesantes películas protagonizadas por estos peligrosos depredadores.

 

Terror bajo la ciudad (Alligator, 1980)

También es conocida como El Cocodrilo Mortal y La Bestia bajo el Asfalto. Es la película que comenzaría la fiebre de las películas de terror protagonizadas por estos reptiles. Está basada en el popular mito urbano del cocodrilo que vive en las alcantarillas de una ciudad, alimentándose de los sin hogar y mascotas extraviadas.

Una niña adopta un cocodrilo bebé, pero es arrojado por el sanitario por sus padres. En las alcantarillas, sobrevive alimentándose de los animales en los que una compañía está probando una fórmula experimental para hacer crecer el ganado. Esto hace que se convierta en un monstruo gigante que pone en peligro a todos los habitantes de la ciudad.

Tuvo una secuela en 1991 llamada Alligator 2: La Mutación, pero era más de lo mismo.

¿Recomendada? Para un desparche.

 

El Cocodrilo (Lake Placid, 1999)

Probablemente la más popular franquicia de películas de ‘cocodrilos asesinos’. Es protagonizada por Bill Pullman, Bridget Fonda y Betty White. La historia sigue a un sheriff y varios agentes del estado que descubren que un enorme cocodrilo está viviendo en un lago de Maine y se ha estado alimentando de personas y animales. La escena en la que vemos a Betty White alimentando al cocodrilo con una vaca se volvió icónica.

A pesar de no ser un gran filme, dio origen a una serie de cinco películas para televisión que fueron presentadas en el canal Syfy. Todas son terribles. En una de ellas, el enorme cocodrilo se enfrenta a la Anaconda de la película del mismo nombre.
 

¿Recomendada? No

 

Primitivo (Primeval, 2007)

El material promocional de esta película clama que está basada en la historia real de “el asesino en serie más prolífico del mundo, con más de 300 víctimas”. Algo de cierto hay en eso. Está inspirada en la historia de Gustave, un enorme cocodrilo de más de 900 kilos que habita en el río Ruzizi en África Central.

La historia sigue a un grupo de periodistas (Dominic Purcell, Orlando Jones y Brooke Langton) que viajan a Burundi para hacer un reportaje sobre el enorme cocodrilo, pero se encuentran con un país en medio de una guerra civil. El horror no viene solo del animal, sino también de la crueldad de los seres humanos que ansían poder.

Algo curioso es que varios afiches y tráileres de Primitivo no revelan que se trata de una película con un cocodrilo. Querían que los espectadores creyeran que se trataba de un filme de acción en África al estilo de Diamante de Sangre.

¿Recomendada? No

 

Terror bajo el agua (Rogue, 2007)

El mismo año en el que Primitivo llegó a los cines, pudimos ver en la cartelera una película mucho más interesante. Terror bajo el agua es una de las mejores películas sobre cocodrilos asesinos que se han hecho.

Este filme es obra del director Greg McLean, el maestro del terror al que también debemos la genial Wolf Creek. Cuenta la historia de un turista americano (Michael Vartan) que participa de de un crucero por un río en el norte de Australia. La expedición sufre un accidente y quedan varados en una pequeña isla mientras son asediados por un enorme cocodrilo.

Se trata de una historia de supervivencia llena de tensión y mucha violencia. Nos mantiene al borde del asiento hasta sus créditos finales.

¿Recomendada? ¡Mucho!

 

Agua Sangrienta (Black Water, 2007)

No sabemos qué pasó en 2007 para que salieran tantas películas sobre cocodrilos asesinos ese año. Igual que Terror bajo el agua, Agua sangrienta es una producción australiana y una de las mejores de esta lista.

El país de origen y el año no son los únicos parecidos que tiene con la película anterior. También trata sobre la historia de un grupo de personas que quedan varadas en medio de la nada cuando su barca es atacada por un cocodrilo. A pesar de su bajo presupuesto, destaca por un elemento que no tienen las demás de esta lista. ¡Los cocodrilos no están generados por computadora! Así es, la mayoría de escenas con los animales fueron hechas con cocodrilos de verdad.

¿Recomendada?

Rampage: Devastación (2018)

 

Ligeramente basada en un videojuego de los años ochenta, en Rampage tenemos a un trío de animales —un gorila albino, un lobo y un cocodrilo— que crecen a un tamaño digno de una película de Godzilla tras ser afectados por un patógeno. Los tres comienzan un camino de destrucción que los llevará a enfrentarse en medio de Chicago.

Además de los animales tenemos a Dwayne ‘La Roca’ Johnson en el papel protagonista. No es tan grande como ellos, pero sí lo suficiente como para enfrentarse cara a cara al cocodrilo gigante.

Este es sin duda el cocodrilo más grande de la lista. El enfrentamiento entre esa criatura, el gorila gigante y el personaje de La Roca es un combate supremamente divertido que vale la pena ver.

¿Recomendada? Para un desparche.

 

Infierno en la Tormenta (Crawl, 2019)

El director francés Alexandre Aja es un verdadero maestro del horror y la tensión. En películas como Alta Tensión y El Despertar del Diablo nos tuvo comiéndonos las uñas de los nervios ante lo que podían hacer sus asesinos en serie. Resulta que no era nada comparado con lo que podían hacer sus cocodrilos.

Una joven nadadora y su padre se quedan atrapados en el sótano de su antiguo hogar durante el peor huracán en la historia de Florida. El creciente nivel del agua no es el peor peligro que enfrentan, pues esto ha permitido a un grupo de cocodrilos dejar su hogar en el pantano para cazar en medio de la ciudad.

Este es otro de los mejores ejemplos del uso de los animales y el clima para demostrar el poder salvaje de la naturaleza. Queremos que los protagonistas y su adorable perro sobrevivan, pero la situación llega a empeorar tanto que en verdad nos vemos sufriendo por su destino. No solo es increíblemente tensionante, sino que cuenta con escenas sangrientas realmente inusuales.

¿Recomendada? ¡Mucho!

 

Esta es solo una pequeña muestra de lo que son las películas de cocodrilos asesinos. Durante los ochenta y noventa tuvimos decenas de éstas que llegaron directo a los mercados de Betamax y VHS. En la década del dosmil, las tiendas de DVD se llenaron de ellas y luego las veríamos en canales de televisión por cable como Syfy. Allí encontramos títulos de calidad tan dudosa como Dinocroc, Megashark vs. Crocosaurus, Robocroc, Dinocroc vs. Supergator y Megapython vs. Gatoroid. Son películas basura, pero pueden resultar muy graciosas al verlas con amigos y tomando unas cuantas cervezas.

Antes de terminar, no me puedo despedir sin presentarles la escena del cocodrilo zombi gigante del videojuego Resident Evil 2. ¡Aquí la tienen!

#ElLadoSDelCine

 

Más contenido sobre: