Se encuentra usted aquí

El streaming de Disney regresará a los lanzamientos semanales

¿Uno a la semana o todos los capítulos al tiempo?
Foto: Gettyimages
Foto: Gettyimages
Por
Redacción Shock

A diferencia del modelo de Netflix, que nos acostumbró a que las temporadas de las series se subían completas sirviendo así la mesa para el consumo maratónico compulsivo, Disney +, la plataforma de streaming que se avecina en el futuro como su máxima competencia, optará por el modo clásico: los lanzamientos semanales.

La fórmula de lanzar un episodio cada semana, como en la vieja TV, ya se ha aplicado con algunos títulos de plataformas como Hulu (propiedad de Disney), HBO Now (aunque esta depende de la programación del canal) y Amazon Prime. Pero, a decir verdad, hasta ahora, ninguna de estas plataformas ha alcanzado la popularidad y la expansión de Netflix como para afirmar que tiene relación con la forma en que consumimos televisión. Con Disney +, que tiene títulos de sobra para pelearle la audiencia masiva, parece ser que cambiará de nuevo la forma en que consumimos y hablamos de los nuevos lanzamentos. O por lo menos lo sabrémos en 2020, cuando la plataforma aterrice en Latinoamérica. 

Los ejecutivos de Disney confirmaron que los episodios del próximo servicio de transmisión de Disney + seguirán un cronograma de lanzamiento semanal con cada una de sus nuevas producciones en la reunión bianual de la compañía. Así, por ejemplo, un programa ya anunciado como el spin-off del Marvel Cinematic Universe, Loki, que está programado para durar aproximadamente seis horas (probablemente con un total de seis episodios) saldrá en el transcurso de seis semanas.

¿Qué de bueno o malo tiene cada una de las formas de lanzar las series?

Primero, con el cronograma semanal estaremos menos propensos al fenómeno spoiler. Los fans compulsivos que devoran una serie apenas sale, usualmente a las 12 de la madrugada, tendrán que controlar la ansiedad y administrar su tiempo. Punto para Disney. Ahora, viéndolo del lado del consumidor, puede ocurrir que se produzca un consumo tardío o que, por los intervalos entre uno y otro episodio, las series que no enganchen en los primeros minutos pierdan audiencia.

En todo caso, la pelea por audiencia entre Disney + y Netflix será uno de los casos de estudio más interesantes de la economía digital.

 

 

Temas relacionados: