Se encuentra usted aquí

6 consejos de las comedias románticas que nos cagaron las relaciones

Buenas para ver acompañadas de un pote de helado. Pero no hay que hacerles caso.
Cómo perder a un hombre en 10 días (Paramount)
Cómo perder a un hombre en 10 días (Paramount)
Por
Redacción Shock

Las comedias románticas son para muchos el primer referente de cómo debe ser una relación de pareja. Gente linda que siempre queda con el amor de su vida sin importar los obstáculos. O sin importar que deban cambiar totalmente su físico y personalidad, o que les digan mentiras y sean acosados... Momento, ¿Qué? 

En los últimos años hemos aprendido a darle otra mirada a estas películas, aparentemente inofensivas. Varios estudios han concluido que las comedias románticas a menudo pueden contribuir a que tengamos una visión idealizada del acoso. 

¿Pero en realidad son tan malas? No si simplemente estamos buscando plan para un domingo en la tarde. Pero sí, si estamos buscando copiar ideas para nuestras relaciones de pareja. Aquí algunas de las peores lecciones que nos han dejado las coemdias románticas (no las intenten en casa). 

1. Si le dicen que no, insista

Según Hollywood, si a usted le alguien y la persona no le copia, hay que hacerle cualquier cantidad de detalles románticos para que se fije en usted. ¿La verdad? No sea intenso: Si después de varios intentos de conquista no hay señales de interés, ríndase. Lo de los letreritos con mensaje en la puerta de la casa solo funcionan en Love Actually

Aunque varias películas nos enseñen que es romántico llegarle de sorpresa a la protagonista sin avisar o contratar a un detective para saber todo sobre ella, eso es acoso. En el mundo real: si le dicen no, es no. Guarde la cursilería para alguien que sí quiera con usted.

2. Todo gran amor comienza con una gran mentira

En Cómo perder a un hombre en 10 días, Andie (Kate Hudson) dice estar interesada en Ben (Mathew MacConaughey) solo para escribir un artículo. Él solo finge estar interesado en ella para ganar una apuesta. Pero gracias a la magia del cine, terminan juntos y viven felices para siempre, porque claro, Hollywood nos confirma que mentir sobre lo que uno hace por un interés propio es la clave para empezar cualquier relación exitosa (no). 

3. Cambie totalmente si quiere que se fijen en usted

Sandy en Grease estaba bien con su pinta de niña buena. Pero claro, si quiere atrapar al galán (John Travolta) tiene maquillarse más y vestirse sexy.  En Ella es así, Lany (Rachael Leigh-Cook) no puede vivir feliz con el que le gusta sin antes despojarse de su estilo nerd. Hollywood nos enseña que el secreto para alcanzar el verdadero amor es quitarse las gafas.

En La cruda verdad, Mike (Gerard Butler) le aconseja a Abby que "se vista como una perra" , "que no hable de sí misma y que se ría de todos los chistes que le cuentan, sin importar qué tan malos sean". ¿Lo peor? Quedan juntos al final. 

4. Las mujeres solo quieren amor

Los hombres siempre quieren sexo y las mujeres siempre quieren amor. Otro de los grandes clichés que nos enseña Hollywood. En Amigos con derechos, a pesar de que (Emma) Natalie Portman insiste en que solo quiere algo casual, Adam (Ashton Kutcher) intenta convencerla de tener una relación seria. Al final terminan juntos y felices para siempre, porque claro, no es posible que una mujer quiera solo sexo.

5. Hombres y mujeres no pueden ser amigos 

Según Cuando Harry conoce a Sally, si usted es amigo de alguien del sexo opuesto siempre va a querer acostarse con él. Y si no tiene sexo con esa persona, se convertirá en el amor de su vida. ¿Será que somos así de básicos? 

6. El hombre siempre es quien debe mantener el romance en la relación 

Como si fuera la primera vez nos muestra el escenario ideal: un hombre que conquista todos los días a una mujer, porque ella solo puede retener 24 horas en su memoria. Pero la realidad de las relaciones no es así. Para que funcionen, ambos deben poner de su parte y conquistar al otro, todo el tiempo, y aunque su memoria funcione perfectamente. 

 

Publicidad