Se encuentra usted aquí

6 tips de ahorro que sirven para hacer el ahorro de las próximas vacaciones

Desde el viaje a Dubái hasta para ir a Melgar, le explicamos cómo ahorrar para sus adoradas vacaciones (que sabemos, piensa lucir en Instagram).
Foto Getty Images
Foto Getty Images
Por
Redacción Shock

Sabemos lo difícil que es dejar de tomarse el café diario, comprar ropa sin pensar en el mañana y llevarse a su casa estupideces innecesarias como un spinner. Sin embargo, si quiere dejar de ir de vacaciones al parque de la esquina y conocer alguna de las ciudades más visitadas del mundo o hasta un destino nacional de moda como Palomino, será necesario que apriete el bolsillo y se tome en serio nuestros consejos. ¿Preparado? ¡Apunte y haga cuentas!

  1. Analice cuánto está gastando cada mes.

Saber cuáles son los gastos grandes y esas bobaditas que le quitan el sueño le ayudarán a identificar si está desperdiciando su plata. Comience apuntando cuáles son sus gatos necesarios (luz, agua, arriendo…) y por último, deje esos que podrían ser una opción y que son innecesarios si realmente desea viajar. Si ya comenzó, tal vez todos los considere necesarios y para eso, hágase preguntas como “¿necesito pagar tanto por la factura del celular?” o “¿realmente necesito tantos productos de x categoría?”. 

  1. Cero deudas

Comprarse el último celular dejémoslo como objetivo para después del viaje, así que pague lo que debe y póngase en blanco con sus deudas pendientes de amigos, bancos y todo lo que le haya prestado dinero (sí, también a ese que no se acuerda de cobrarle).
 

  1. Deje esos “vicios”.

Comprar ropa cada semana, ese cafecito de 8 mil diarios o fumarse tantas cajetillas a la semana, pueden ser un gasto significativo y un ingreso interesante para su viaje si decide dejarlos del todo. ¡Inténtelo, lo espera la playa!
 

  1. Guárdese lo que gana.

Destine una parte de su sueldo y olvídese que ese dinero es suyo, escóndalo en el cajón de los zapatos o en la chaqueta que nunca se pone, porque aquí lo importante es que no la deje a la vista, así cuando menos piense ya tiene hasta para los tiquetes.

  1. ¡Presupuestos, presupuestos!

Nunca dijimos que ahorrar iba a ser fácil, tiene que hacer muchos esfuerzos y limitarse de esos antojitos, pero le aseguramos que valdrá la pena cuando esté en pleno “tiempo de bronceo”. Tenga un presupuesto de lo que se puede gastar por día, por semana o por mes y cúmplalo, así va a poder ahorrar para su viaje.

  1. Si no lo necesita no lo lleve.

Los adictos a las compras siempre tienen ese problemita de llevarse prendas parecidas o algunas cosas que ni llegarán a usar. Si usted es uno de ellos y quiere irse de vacaciones deje de comprar lo que no necesita, piense únicamente en lo que requiere como prioridad y lléveselo (deje su colección de lo que sea en pausa y ahorre).