Se encuentra usted aquí

Exponiendo Infieles es el ‘Laura en América’ de millennials y centennials

El morbo, la porno-miseria y el chisme han sido pan de cada día en América Latina desde tiempos inmemorables.
BADABUN // CAPTURA DE YOUTUBE
BADABUN // CAPTURA DE YOUTUBE
Por
Redacción Shock

“¡Qué pase el desgraciado!” es una frase que es bastante familiar para las personas que nacimos a este lado del mundo donde nos alimentamos de huevos, chocolate y mucho drama. La creadora de esta frase, y quien la hizo popular en todo el continente, fue la abogada y polémica presentadora de televisión peruana Laura Bozzo. Laura, quien llegó a la televisión en 1993 con un programa político y de corte feminista llamado Las Mujeres Tienen La Palabra que luego de unos años evolucionó en Laura En América. Este programa tipo talk show se popularizó mucho en países de habla hispana porque la televisión peruana tuvo un auge en los primeros años de la llamada “parabólica”.

Laura En América era un producto que se alimentaba del morbo, trataba problemas familiares, infidelidades y hasta paranormales de las clases bajas de Perú y México. Se grababa en vivo y ridiculizaba de muchas formas a las personas a los ciudadanos de clase popular. Lo más llamativo eran las peleas que se formaban a lo largo de la emisión del show; cachetadas, puños, escupidas y todo lo que ustedes se puedan imaginar.

Laura Bozzo fue acusada de falsificar y contratar actores para hacerlos pasar como personas del común y luego de muchos años, en lo que se emitieron los casos más extravagantes, se canceló el programa por baja audiencia. Pero eso no significaría el fin de este tipo de productos que se alimentan del morbo y la porno-miseria. La década del 2010 ha significado el fácil acceso para muchas comunidades a la internet y ha representado también cambios en la forma en que se consume la televisión y los productos audiovisuales. Youtube ha sido fundamental para ello y, por eso, vemos cómo los creadores de contenido de la plataforma se han convertido en celebridades de la vida nacional.

México, país que tuvo su versión propia de los programas escandalosos de Laura entre 2009 y 2015 (emitidos por TV Azteca y Televisa), es el lugar base de Badabun, una productora de Vuntú Network que hace contenidos de entretenimiento para Youtube desde 2014.

 
Posted by Badabun on Saturday, March 18, 2017

A la fecha (mayo de 2019) el canal de Badabun tiene 39 millones de suscriptores y ha logrado 11.000 millones de reproducciones en sus videos, esta cifra es la misma que J Balvin acumula con todos los videos musicales que tiene en su canal de Youtube. Así que ya entenderán la magnitud de ese fenómeno digital.

Dato Coctelero: Exponiendo Infieles está nominado a los Premios MTV MIAW en la categoría “Bomba Viral”.

Badabun tiene muchos contenidos que han sido criticados por otros Youtubers debido a que maneja contenido que debería ser prohibido de acuerdo con las normas de la plataforma. Una de las secciones o productos que más le genera visitas y por ende ganancias monetarias es “exponiendo infieles” presentado por la conductora mexicana Lizbeth Rodriguez.

El primer episodio de Exponiendo Infieles nació en diciembre de 2017 como un experimento en el que una chica va por la calle ofreciendo dinero a cambio de que los hombres dejara ver los chats de su teléfono celular. En un principio el contenido era rápido, sencillo y no tan complejo.

Con el paso de los meses, y al ver la popularidad de ese tipo de videos, se planteó la idea de que la dinámica debería disfrazarse en “premiar la fidelidad” ofreciendo dinero a cambio de que las parejas permitieran que la presentadora revise las aplicaciones de mensajería instantánea: Messenger de Facebook, Whats App, mensajes de texto, Tinder y Grindr.

El gancho de los episodios es mostrar la infidelidad de los mexicanos, pero al ver los comentarios es evidente que los usuarios son felices alimentándose del drama que produce el ver a una pareja insultándose, gritándose y hasta pegándose.

Exponiendo Infieles es el Laura en América de la nueva generación porque es morbo puro y logra miles de televidentes/reproducciones que a su vez representan pauta publicitaria, pero que demuestra el poder que tiene la porno-miseria en la comunidad chismosa latinoamericana. Este tipo de "programas de pseudo entretenimiento" son un reflejo de lo que es nuestra sociedad. Badabun ha sido acusado de contratar actores para sus videos, misma denuncia que se le hizo a Laura Bozzo en su momento. Pero la culpa no es de ellos; es de nuestra cultura que vive pendiente de los problemas de su vecino para satisfacerse con banalidades. 

Recomendado: Vicente Fernández rechazó trasplante de higado por temor a que el donante fuese gay