Se encuentra usted aquí

La relación de Rachel y Ross era terrible. Es momento de aceptarlo

"¡Estábamos en un break!"
Friends Warner
Friends Warner
Por

Varios fans de Friends celebraron por estos días las declaraciones de David Crane, uno de los creadores de la serie, según las cuales Ross y Rachel siguen juntos hoy. “Trabajaron realmente duro durante diez años", dijo Crane.

Friends es sin duda una de las comedias más importantes de la TV. Aunque lloramos con Ross buscando a Rachel en el aeropuerto, y no dejaremos de verla los sábados por la mañana, tenemos que dejar de creer que Ross y Rachel son sinónimo de perfección. Más allá del “estábamos en un break”, hay muchos ejemplos que nos muestran que muchos de sus comportamientos eran muy negativos en una relación sana. Aquí algunos de ellos.

Celos

En la tercera temporada, Rachel por fin consigue un trabajo que le apasiona. Pero Ross, en lugar de apoyarla, no puede controlar lo celoso que se siente de Mark, su compañero de trabajo, así que decide visitarla en su oficina, cuando más ocupada está, para “marcar territorio”. Una buena pareja es aquella que nos motiva a lograr nuestras metas, pero en lugar de eso, Ross llegó al lugar de trabajo de Rachel con serenata y picnic en el peor momento. Definitivamente, no.

No se alegraban por el otro

Rachel tampoco era perfecta. Le costó superar la infidelidad de Ross (comprensible), pero también se encargó se dañar todas sus oportunidades de felicidad con otras personas (no tan comprensible). Un ejemplo es la temporada 3, cuando convenció a Bonnie (la nueva novia de Ross) de que se rapara la cabeza con el fin de que él no la encontrara atractiva. ¿Lo peor? Argumentó que lo hizo porque lo amaba… ¿En serio?

Esto sin mencionar cuando, en la temporada 4, Rachel insiste en ir al matrimonio de Ross con Emily y bueno… ya sabemos cómo terminó eso. 

Nunca superaron los problemas

En una relación saludable, las discusiones a veces son necesarias para hablar de los problemas y dejarlos atrás. Pero no era el caso de Rachel y Ross. Era evidente que a Rachel le costaba superar el tema de la infidelidad de Ross, y siguió restregándoselo durante muchos años siguientes.

Se decían mentiras todo el tiempo

Al final de la temporada 5, Ross y Rachel se casan borrachos en Las Vegas y en la temporada 6 Rachel le pide que anulen el matrimonio. Pensando en que no quiere 3 matrimonios fallidos seguidos, Ross le dice mentiras sobre la anulación. Y no les la primera vez. Recordemos en la temporada 4, cuando Ross le dice que sí leyó la carta que le escribió para salvar su relación, cuando no fue así. 

Posesividad 

En la temporada 2, Rachel decide hacerse un tatuaje, pero teme la reacción de Ross. Al final la cosa no pasa a mayores porque el tatuaje es pequeño. Sin embargo, Rachel no debería preocuparse por la opinión de su novio para modificar SU propio cuerpo.

Aquí también entra el capítulo final. Cierto, todos nos conmovimos cuando Ross va al aeropuerto a decirle a Rachel que la ama. Pero pensándolo un poco mejor. ¿No es un poco egoísta que Ross haya decidido privar a Rachel del trabajo de sus sueños en París? A pesar de sus sentimientos, Rachel no debió sacrificar algo tan importante para ella.