Se encuentra usted aquí

Cómo convertir una iglesia en un surreal paraiso skater

Okuda fue el encargado de convertir lo que antes fue el templo dedicado a dios en el Templo del Caos, un paraiso skater en colores.
Por
Redacción Shock

Está ubicada en Llanera, Asturias, al norte de España. Anteriormente era conocida como la iglesia de Santa Bárbara, y fue diseñada en 1912 por el arquitecto asturiano Manuel del Busto. Con el paso del tiempo lo que era una iglesia fue quedando en el olvido y empezó a desmoronarse, pero ahora volvió a ser un templo: “El Templo del Caos”. 

Un colectivo conocido como la “Brigada de la iglesia” se puso en marcha para restaurar y renovar este espacio con la ayuda económica de Red Bull y la transformó en un skatepark colorido donde los locales pueden ir a comer, a pasar el rato o a practicar piruetas en sus tablas. 

El artista encargado de hacer esta renovación es conocido como Okuda San Miguel. En sus obras, San Miguel ha combinado la cultura del arte urbano con una especie de surrealismo pop geométrico. Pero con este trabajo, el que él mismo dice que es su pieza más grande, dice que se conecta con los artistas clásicos: “es mi capilla Sixtina personal”, afirmó para retosdecultura.com  

Okuda inició, como muchos, su recorrido artístico grafiteando como ilegal en las calles. Ahora, dice, ha hecho lo que más le gusta, obras enormes en toda Europa; en lugares más tranquilos, en los que se puede tomar un buen tiempo para crear.

En Santa Bárbara aprovechó que el viejo templo estaba abandonado y buscó el apoyo de algunas marcas para encajar a la perfección las rampas de skate con sus figuras geométricas y coloridas que adornan las cúpulas. 

Este proyecto bien puede ser el futuro de muchas iglesias que se quedan sin fieles en el mundo. Vea acá las fotos y una entrevista con Okuda. 

Fotos: Design Boom 

Temas relacionados: