Se encuentra usted aquí

.

Billie Eilish y otros artistas que han hecho música para James Bond

Una historia de varias décadas en la que la música también ha sido protagonista.
Foto: Billie Eilish (Scott Legato)
Foto: Billie Eilish (Scott Legato)
Por
Juan Pablo Castiblanco Ricaurte

Recientemente conocimos que Billie Eilish será la encargada de hacer la canción de la próxima película de James Bond, titulada Sin tiempo para morir, que se estrenará el próximo 9 de abril. La canción fue compuesta junto a su hermano Finneas. Billie, de 18 años, es la artista más joven en participar en la música de esta icónica saga, que nació en 1962. 

¿De dónde salió el boom de Billie Eilish?

Por: Juan Pablo Castiblanco Ricaurte // @KidCasti 

Aunque los actores que encarnan a James Bond tienen una especie de periodo presidencial que asegura que se mantengan en su cargo durante un buen tiempo, el resto de material de cada película se convierte en una gran lista de novedades que, de entrar en el universo 007, quedarán inmortalizados para siempre. Para arrancar está la expectativa de quién será la chica Bond de turno, honor que suele dársele a una actriz que combine belleza, elegancia y un momento ascendente en su carrera. Recientemente, Léa Seydoux y Monica Belluci (a pesar de tan solo aparecer para saludar y echarse a la cama) fueron las escogidas y se suman a una ilustre lista de mozas Bond en la que están, entre otras, Eva Green, Sophie Marceau, Denise Richards, Halle Berry, Rosamund Pike, Teri Hatcher, Kim Bassinger o Ursula Andress. 

Otro termómetro que tiene la saga del 007 es el musical y así como sucede con la escogencia de la chica Bond, también es un oráculo que designa quién es el Elegido de la industria, el hombre o la mujer del momento que tienen tanto peso como para tomar las riendas de semejante institución del cine y la cultura pop. A diferencia de otras sagas, las canciones de cada película de James Bond no son un accesorio promocional sino que tienen su momento mítico y sagrado en la secuencia inicial de créditos del filme. En 2015, el inglés Sam Smith fue el escogido para interpretar Writing’s on the wall, el tema de Spectre, la más reciente cinta de Bond. Ese fue su tránsito definitivo de artista revelación de los últimos años a estrella global del pop. 

Sam Smith – Writing’s on the Wall 

Con apenas 23 años y un disco de estudio, Smith se puede dar el lujo de decir que con su álbum debut ganó cuatro de los seis Grammy a los que estaba nominado, incluyendo Mejor Nuevo Artista, Mejor Álbum Pop Vocal, Canción del Año (Stay With Me) y Grabación del Año. Criado en la escuela del teatro musical y la escena jazz, e inspirado por divas del pop que van desde Adele hasta Mariah Carey, pasando por Lady Gaga, Amy Winehouse o Whitney Houston, Smith se hizo famoso en el 2012 por ser el cantante de la pegajosa y bailable Latch de Disclosure. Smith también ha roto records con Writing’s on the Wall, convirtiéndola en la primera canción Bond en alcanzar el primer lugar en los listados ingleses. Smith no solo cantó la canción sino que la escribió junto a Jimmy Napes. 

Adele - Skyfall 

La antecesora de Smith fue nadie más y nadie menos que Adele, con una canción homónima de la película Skyfall (2012). Al igual que en el caso de Smith, en el momento en el que Sony Pictures y Eon Productions encargaron a la cantante inglesa el tema de la película, ésta también estaba comenzando su prometedora carrera. Adele venía de ser uno de esos talentos encontrados en MySpace y con su álbum debut “19” del 2008 arrasó en ventas y ganó dos Grammy. Para las fechas del lanzamiento de Skyfall, Adele acababa de lanzar su segundo álbum 21, pero no estaba totalmente segura de aceptar el encargo de escribir una canción que no surgiera de una experiencia personal. Sin embargo el cineasta Sam Mendes la convenció, le dijo que usara como inspiración Nobody Does It Better de Carly Simon para The Spy Who Loved Me, y así fue como Adele logró escribir una balada lúgubre con algunas referencias y homenajes a la mítica y emblemática banda sonora del 007. La canción ganó Óscar, Globo de Oro, Brit Award y Grammy.

Jack White & Alicia Keys – Another Way To Die 

Un poderosísimo dueto, el primero en la historia de la discografía Bond, integrado por Jack White y Alicia Keys se encargó de hacer Another Way to Die, la canción de Quantum of Solace (2008). Lejos de ser unos novatos, tanto White como Keys ya eran reconocidos como comandantes de la industria musical anglo. En Another Way To Die Jack White hizo lo que mejor sabe hacer musicalmente: todo.  Su rol en la canción fue de compositor, productor, guitarrista, baterista y pianista, mientras que Alicia Keys se encargó de lo vocal. Para el momento de la película, White estaba cerrando su ciclo con White Stripes, trabajando simultáneamente para sus otras bandas The Raconteurs y The Dead Weather, y cocinando en fuego bajo su proyecto solista.

Chris Cornell – You Know My Name  

Con el ambiente caliente por el gran éxito que había tenido Audioslave, con el relanzamiento de su proyecto solista y, sobre todo, con el rótulo de haber sido el líder de una de las semillas del grunge, Soundgarden, Chris Cornell se convirtió en la opción ideal para hacer la canción de la primera película de una nueva era Bond. You Know My Name fue la banda sonora del debut de Daniel Craig como el agente 007 en Casino Royale, por lo que los productores estaban buscando un solista masculino sólido. Cornell, fanático de las películas de Sean Connery pero apático de las entregas de Pierce Brosnan, se convenció de participar cuando visitó el set de rodaje de Casino Royale en Praga y vio la nueva dimensión emocional del personaje.

Madonna – Die Another Day 

MGM quería un artista de alto perfil para interpretar la canción de la última película protagonizada por Pierce Brosnan, Die Another Day (2002), y sí que la consiguieron. Entusiasmados por los resultados de Beautiful Stranger en la banda sonora de Austin Powers: The Spy Who Shagged Me (1999), los productores escogieron sin dudarlo a Madonna. Madonna se sumó al filme con una resistida canción que rompía la tradicional línea orquestal-balada-soul de este tipo de temas, y presentó una pieza ácida, electrónica, más fiel a la misma Madonna que al 007. La reina del pop no se quedó quieta en su sitio sino que también tuvo un pequeño papel en el largometraje.

MGM quería un artista de alto perfil para interpretar la canción de la última película protagonizada por Pierce Brosnan, Die Another Day (2002), y sí que la consiguieron. Entusiasmados por los resultados de “Beautiful Stranger” en la banda sonora de “Austin Powers: The Spy Who Shagged Me” (1999), los productores escogieron sin dudarlo a Madonna. Madonna se sumó al filme con una resistida canción que rompía la tradicional línea orquestal-balada-soul de este tipo de temas, y presentó una pieza ácida, electrónica, más fiel a la misma Madonna que al 007. La reina del pop no se quedó quieta en su sitio sino que también tuvo un pequeño papel en el largometraje.

Garbage – The World Is Not Enough 

En 1999 Garbage se estaba devorando el mundo con su peculiar toque post-grunge y que coqueteaba con el trip hop. De su álbum debut Garbage (1995) habían surgido himnos noventeros como Stupid Girl, y del Version 2.0 de 1998 habían pegado Special o When I Grow Up. En pleno boom artístico y de ventas, la banda de Shirley Manson interpretó una canción escrita por dos compositores con experiencia en música Bond como David Arnold y Don Black. 

Tina Turner – Goldeneye 

Una de las reinas del soul y R&B en Estados Unidos desde la década del 60 es Tina Turner, y para su participación en Goldeneye (1995), convocó un equipo de lujo. Apenas supieron que Turner había sido la escogida por MGM, Bono y The Edge se ofrecieron a escribir la canción. Nellee Hooper, productor y compositor que trabajó con Massive Attack, Madonna, U2 y Björk, se sumó al "dream team".

Wings – Live and Let Die 

Otro nombre de lujo que ha estado involucrado con la historia de esta banda sonora fue Paul McCartney, quien escribió junto a su esposa Linda e interpretó con su banda Wings la canción de Live And Let Die (1973). No solo fue un momento estelar de la biografía cinematográfica de James Bond, sino que se convirtió en una de las canciones más populares de Paul McCartney, quien un par de años atrás había disuelto una de las bandas más emblemáticas de la historia, The Beatles. Inicialmente los productores querían que la canción fuera escrita por Wings pero interpretada por otra persona, pero McCartney puso como condición que fuera su banda la que tocara la versión que finalmente se vio en la película. 

Estos son tan solo algunos de los nombres emblemáticos que han estado presentes en más de 50 años de historia cinematográfica. A los mencionados se suman otros como Sheryl Crow, A-Ha (los del himno ochentero Take On Me), Duran Duran, Louis Armstrong, Tom Jones o Nancy Sinatra. Una historia dorada del cine y la música en la que Billie Eilish dejará huella. 

Más contenido sobre: