Se encuentra usted aquí

Llegó la hora de 'La La Land', la película más romántica y mágica del año

¿Pero quedamos con el corazón roto al igual que en Blue valentine? Es posible, Gosling es experto en hacerlo.
Por
Luis Fernando Mayolo

¿Pero quedamos con el corazón roto al igual que en Blue valentine? Es posible, Gosling es experto en hacerlo.

Por: Luis Fernando Mayolo @mayolito (Twitter) y @Donmayolito en Instagram.

Soy de los que no le gustan las películas de Disney cuando cantan, porque en la mayoría de ellas sacrifican la historia por darle poder a las eternas coreografías bailables. Todavía, por ejemplo, no me repongo de la decepción que me causó la más reciente película de los Muppets. Por eso cuando fui a ver La La Land temía lo peor. Lo que si tenía claro era que el director, Damien Sayre Chazelle, el mismo que nos sorprendió con Whiplash el año pasado y que se ganó una cantidad de premios, difícilmente nos defraudaría de forma grosera.

Alguien en la fila (Laura Palacio), que ya la había visto, me dio la primera señal positiva: "la vas a amar porque es muy romántica". Y bueno, a muchos nos gustan las historias de amores imposibles o sobre cómo cuando el destino te pone a alguien en el camino no hay manera de evitarlo, etc, etc.

Y tenía toda la razón: Mía (Emma Stone) y Sebastián (Ryan Gosling) logran nuevamente una conexión tan profunda, que en nuestra mente no cabía otro apelativo que el de maravillosa. Ya lo habían hecho en la comedia romántica Loco y estupido amor, sobre todo en esa escena en la que Gosling le enseña su truco infalible de conquista.

En La La Land sobran las escenas memorables, las mejores no se las podemos contar porque les tiramos la película. Pero una que sí, y que queda en la memoria por horas luego de que sales de la sala, es en la que están en el piano y en casa interpretando City Of Stars, con sus voces reales, sin mentiras de doblaje. En esos acordes entiendes el espíritu de la película: la lucha incansable de todos por los sueños, por lo que te llena de combustible, así en el camino haya que pagar con sacrificio el precio de alcanzarlo.

City of stars

Are you shining just for me?

City of stars

There so much that I cant see

Who knows,

Is this the start of something wonderful and new?

Or one more dream,

That I cannot make true.

Mia quiere ser actriz y trabaja en la cafetería de un estudio cinematográfico. Por su parte Sebastian toca piano en donde el trabajo salga mientras sueña con tener su propio club de jazz, uno en el que se destaque su pureza.

Una película para disfrutar con los sentidos y aceptar que para cada decisión que tomas debes lidiar con las consecuencias. También una historia sobre el poder transformador del amor, pero a su vez sobre la importancia de la búsqueda individual de la felicidad.

Además si es un fanático de los musicales, no olvidará la escena de la autopista con la que comienza la película y terminan bailando decenas de personas, o a Gosling y Emma en una coreografía en la que vinculan pasos de tap, mientras coquetean mutuamente. La la land ya barrió con los premios en los Critics' Choice Movie Awards y cuenta con siete nominaciones a los Globos de Oro. -

¿Pero quedamos con el corazón roto al igual que en Blue valentine? Es posible, Gosling es experto en hacerlo.

 

Publicidad