Se encuentra usted aquí

10 disfraces inspirados en el 2015 con los que ganará todos los concursos

Por
Redacción Shock

 El mundo se divide en tres: las personas que son fanáticas a la época de Halloween, que se gastan la quincena y la prima en un disfraz que se lleve el protagonismo; los que prefieren coger un Transmilenio en hora pico por el resto de su vida a salir disfrazado el 31 de octubre y los que son obligados por sus parejas o amigos a disfrazarse. Si usted hace parte de los terceros le recomendamos que se quede acá.

Si ya no tiene más opción, le pedimos que este fin de semana salga por la puerta grande, con dignidad y no disfrazado una vez más de preso, Jack Sparrow o cualquier profesional con aberraciones sexuales (léase enfermera sexy, monja sexy, profesora sexy, contadora sexy y etc, etc, etc). Agárrese duro de los sucesos del 2015, combínelos con un poco de humor negro, sarcasmo y por qué no fatalismo y, además de salir a fiestas donde no se va a poder mover, recuérdele a la gente que cada vez estamos peor de una linda manera.

Aquí nuestra lista de los disfraces del 2015.

Hashtag: El nuevo símbolo de una generación a la que le gusta encasillar todo bajo el manto del numeral. Sea el Trending Topic de la fiesta con este sensacional disfraz, le prometemos que va a estar en boca de todo el mundo. ¿Cómo lo hago? 3 pliegos de cartulina negra.

Youtuber: Sea como los nuevos reyes de la red y por un día sepa que se siente ser visto o visitado por un número gordo de personas. ¿Cómo lo hago? Solo necesita tener poco sentido del humor, hacer un tutorial de cómo abrir una cerveza en la fiesta y hablar de su vida sin parar. P.D: Sí tiene tatuajes y pelo pintado mucho mejor. 

Uber: ¿Quiere ser el héroe de la fiesta? ¿El príncipe azul de nuestra época? No se diga más, este es su disfraz. ¿Cómo lo hago? Agarre su carro, baje la aplicación de Uber, hable mucho y no tenga ni idea de direcciones. Importante: huir de los taxistas.

Taxista: ¿Quiere ser el malvado? ¿Causar terror? Aquí está la solución. ¿Cómo lo hago? Persiga carros particulares y carros blancos (en la medida de lo posible cuadre una emboscada con otros amigos disfrazados de taxistas), no recoja a nadie.

Usted no sabe quién soy yo (Para hombres): El suceso que nos llegó al alma en el 2015 no podía faltar, Nicolás Gaviria, uno de los yupis preferidos de nuestro país. ¿Cómo lo hago? Polo rosado, saquito amarrado en el cuello, mocasín de cuero, emborráchese en Andres Carnes de Res, arremeta contra cualquier persona que no sepa quién es usted. Importante: trabajar en el peculiar acento.

Usted no sabe quién soy yo (Para mujeres): El disfraz de Melisa Bermúdez es el recomendado para las mujeres que quieran mantener a su hombre amansado para la fecha. ¿Cómo lo hago? Practicar muy bien un acento paisa que cause terror, blusa a rayas escotada, siliconas bien puestas y a bolear cabezazos.

Futbolista hípster: El año pasado el mundial nos dejó clara la tendencia de looks para futbolistas que quieran parecer modernos y sofisticados. Este año la Copa América y las eliminatorias nos vuelven a demostrar que el futbolista hípster es la nueva tendencia. ¿Cómo lo hago? Peinado rapado a los lados y pelo voluminoso en la parte de arriba, tatuajes, muchos tatuajes y actitud de renegado. P.D: Si hay una barba frondosa, mejor.

Bendecida y Afortunada: las nuevas musas de la red son aquellas poetas capaces de escribir un mensaje inspirador debajo de una foto empelota. ¿Cómo lo hago? Poca ropa, pose sensual constante, silicona y agradecer constantemente a Dios por los atributos recibidos.

Caitlyn Jenner: Si alguien logró desatar la furia de los más moralistas fue el papá de las Kardashian al transformarse en una mujer hecha y derecha. Así que hombres liberados está es su oportunidad. ¿Cómo lo hago? Tome de referencia la portada de Vanity Fair, ponga su mejor cara de hombre, con el mejor maquillaje de su novia.

Falcao en la banca: Si quiere despertar la lástima de todos los asistentes del bar no le meta más cabeza- ¿Cómo lo hago? Camiseta de la Selección y procure no pararse de la banca en toda la noche.