Se encuentra usted aquí

Aplausos Vicente García, uno de los grandes ganadores de los Grammy Latinos

De República Dominicana para el mundo
GettyImages
GettyImages
Por
Redacción Shock

Aunque en su pasada producción Vicente García hacía un acercamiento a la bachata, A la mar se percibe como una comunión total de él con sus raíces. Por eso el resultado es un disco colmado de ritmos afroantillanos, con historia y tradición, pero interpretado por una voz joven que lo pone en un plano coetáneo; el equilibrio perfecto para que este disco sea una obra maestra. Fue grabado entre Santo Domingo y Puerto Rico por Eduardo Cabra, con músicos legendarios con los que creció Vicente, y además una colaboración épica con los Gaiteros de San Jacinto en Espuma y Arrecife. Cada una de las 15 canciones que componen A la mar tiene magia pura, historia y el magnetismo necesario para querer escucharlo de arriba a abajo, algo tan difícil en estos tiempos. Así reseñamos A la mar el año pasado cuando lo pusimos en el disco más importante latinoamericano.

Su triunfo en los Grammys es precisamente el recorrido que ha tenido con este disco, el trabajo que hizo desde que empezó a pensarlo y luego a recorrer lugares que lo llevaron directo a la composición de un disco enorme en todo el sentido de la palabra.

Mejor Nuevo Artista, Mejor Álbum Cantautor  (por el disco “A la mar”) y Mejor Canción Tropical (“Bachata en Kingston”) son los premios con los que Vicente regresó a su casa, a Colombia, el país que lo acoge hace tres años.

Aplausos para Vicente García. 

 

 

Publicidad