Se encuentra usted aquí

.

Cazzu mezcla la poesía feminista y el R&B en ‘Una niña inútil’

Inspirada en el Diario de una niña inútil de la poeta Alfonsina Storni, Cazzu lanzó un álbum de R&B de siete cortes.
Foto: Cazzu.
Foto: Cazzu.
Por
Redacción Shock

A Cazzu le atribuyen en Argentina ser la “jefa” del trap. O por lo menos así la describían en el diario El Clarín al anunciar su más reciente álbum, Una niña inútil. Aunque es la tercera placa en su carrera, este es considerado como su primer álbum conceptual. Así lo revela la mismísima Cazzu en un librillo virtual que acompañó al lanzamiento del disco, compuesto por 7 cortes; cada uno con un nombre inspirado en un poema de la escritora argentina Alfonsina Storni.

Una Niña Inútil es un material de exploración musical dentro del género del R&B que construí con un equipo de amigos a la distancia, ellos en España y yo sola en casa [...] Quisimos dar una impresión de obra que funciona completa, es decir, las canciones están todas unidas entre sí y al mismo tiempo mantienen una autonomía”, escribe Cazzu en una introducción que, curiosamente, en el citado artículo del diario El Clarín ha sido tomada como “contracultural”.

¿Por qué sorprende que una trapera quiera hacer un álbum conceptual? ¿En serio le parece a alguien “contracultural” juntar las canciones con la poesía?

Para empezar a responderlo hay que hablar de la conexión que menciona Cazzu en la introducción de su cuadernillo entre España y Argentina. Si bien el trap, sabemos, es una derivación del rap sureño de los Estados Unidos, su tránsito hacia el sur ha tomado otras formas y ha derivado en nuevas vertientes. Una cosa es el trap latino familiar del reggaetón popularizado por Bad Bunny (por cierto, amigo e impulsor de Cazzu) y otra cosa es el trap hecho en España y la parte baja de Sudamérica.

Todos, al final, beben del mismo vaso, pero España, Argentina y Chile han adoptado una estética muy familiar entre sus músicas. El fenómeno que en España desataron nombres como C. Tangana, Rosalía, La Zowi o la hispanoargentina Nathy Peluso caló bien fuerte en Argentina. Cazzu, es la matrona de una movida Argentina homóloga a la española y que ha encumbrado no solo a Cazzu, sino también a Nicki Nicole o Duki.

A lado y lado comparten discursos, tarimas, tatuajes en la cara y producciones medio lo-fi en tiempos lentos. También una lógica de producción como la que reclama el dueño de Spotify a los cantantes para que puedan hacer plata: sacar canciones como si tuvieran una fábrica de prendas low cost.

Esa nueva ola del trap, que encumbró la figura de las trap queens y desmontó hasta cierto punto la popularidad del “rap virtuoso” español, hecho en su enorme mayoría por hombres, se convirtió en el sello de una nuevo sonido generacional. Al mismo tiempo, como cada que aparece un género medianamente de vanguardia, recibió ataques disfrazados de crítica estética. De ahí que los traperos, cuyo contenido no se ha afiliado directamente a lo político, a lo “culto” y que más bien a denostado de ello sean revisados con lupa cuando introducen en su música ese significante de los nostálgicos: lo “conceptual”.  

Y, en efecto, el encierro provocado por la pandemia hizo que Cazzu armara una narración extendida. Una niña inútil  es un disco de R&B moderno puro y duro, que, por supuesto, toma mucho del trap, con juegos con el autotune (escuchar Canción de la mujer astuta), ráfagas de hit hats (escuchar Romance de la venganza) y  ambientes pesados y acuosos (escuchar Capricho). Los invitados a colaborar fueron el productor español Lex Luthorz y el cantante Choclock, además del argentino Dano.

Por encima de todo, desde luego, Una niña inútil es un juego referencial a las críticas de género de Alfonsina Storni, quien en 1919 tituló una de sus columnas como Diario de una niña inútil, una parodia  al arquetipo de la feminidad asignada al sexo.

Escuchen aquí abajo lo nuevo de Cazzu o den clic aquí para leer el librillo que acompaña al álbum

 

Más contenido sobre: