Se encuentra usted aquí

En ‘Balas Perdidas’ Morat compara perfectamente el amor con la guerra

¿Buscaban una gran banda de pop en español? Acá está Morat con 12 nuevas canciones
Photo by: Carlos Alvarez // Getty Images
Photo by: Carlos Alvarez // Getty Images
Por
Redacción Shock

Hace mucho tiempo Colombia no tenía una banda teen que ponga a corear a colegiales. Desde el 2015 hemos visto en el panorama musical nacional e internacional a estos cuatro pelados que llenan arenas y venues en España y México. En junio de 2016 el cuarteto masculino estrenó con éxito su primer álbum de estudio, Sobre El Amor y Sus Efectos Secundarios, que les valió varios Discos de Oro y su primera nominación a los Latin Grammy.

Con una madurez evidente, que les ha dejado el girar por todo Hispanoamérica, estrenan su segunda placa discográfica Balas Perdidas que lleva 2 semanas de #1 en ventas físicas y digitales en España.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Morat (@morat) on

El concepto y nombre del álbum surgió de la idea de que las canciones son como esos tiros lanzados al aire que llegan a alcanzar a alguien inocente (o culpable) por razones del destino. Esas balas que se clavan en el cuerpo y lo transforman o afectan sin poder evitarlo. Para ellos los temas de este álbum funcionan de la misma forma que una bala perdida y al estrenar este álbum tuvieron la esperanza de que estos 12 tracks puedan alcanzar a miles de personas.

El 95% del álbum fue producido por la dupla ganadora Ándres Torres y Mauricio Rengifo (sí, los de Despacito) y contó con la ayuda de Juan Pablo Isaza, voz líder de Morat. Esto ayudó que este nuevo producto musical tuviera la esencia de la banda e Isaza sirvió como el puente perfecto entre lo que Torres y Rengifo proponían como productores y lo que los muchachos querían transmitirle al público. La comunicación siempre fue clara entre artistas y el equipo técnico y esto es evidente en este nuevo disco.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Morat (@morat) on

El álbum nació, creció y se reprodujo en Los Ángeles y tiene los sonidos que han caracterizado a la banda en sus pocos, pero valiosos, años de carrera musical: balada, country pop, pop rock y el debut de la banda en el flamenco en la canción El Embrujo en la que participan las eminencias del género Antonio y Josemi Carmona. Este track fue producido el español Pablo Cebrián que ha estado inmerso en los proyectos más reciente de Sergio Dalma, Nach, Alex Ubago y Manuel Carrasco. Este hechizo musical también es un regalo que estos rolos le dan al público español que los ha adoptado y acogido desde su primera canción Mi Nuevo Vicio con Paulina Rubio hasta su más reciente sencillo Cuando Nadie Ve.

Una de las ‘balas’ más comerciales y fuertes viene de la mano de Juanes en la canción Besos En Guerra en la que el paisa de camisa negra trabajó como Ingeniero de Grabación. Este tema fue la carta de presentación de este álbum y es, hasta la fecha, la canción con mayor número de reproducciones de Morat en Youtube.

En Balas Perdidas hay mucho del primer álbum de estudio de Morat. La banda incluyó en este trabajo un par de canciones que no fueron incluidas en el proyecto discográfico anterior y que mágicamente hace que haya cierta continuidad rítmica. De hecho, en entrevista con El Espectador, la banda confesó que tienen diferentes patrones musicales para la creación de sus canciones y eso es evidente y no es juzgable, porque justamente en eso ha radicado el éxito de Morat, en tener un sonido fijo que permite que su música sea identificable de manera rápida.

¿O sea que Morat no se dejó contagiar por el beat de reggaetón que está regado en Colombia y España? Sí y no, podría ser la respuesta. No puedes estar en el estudio con los creadores de Despacito sin que le pongas un tono bailable a tus temas. Eso puede verse en el sencillo Cuando Nadie Ve en el que se evidencia la influencia de Rengifo y Torres. Este experimento les funcionó y ha gustado mucho al punto de que, luego de 5 meses de su lanzamiento, el sencillo sigue rankeado en las emisoras especializadas en el género.

Morat no son un tipo de One Direction latino porque, a pesar de que son un producto comercial muy llamativo, cada uno de los integrantes le aporta su visión musical y artística a las canciones que hacen para la banda. Además, vale la pena aclarar, cada uno toca sus instrumentos, hace voces y están 100% comprometidos con el performance en vivo.

Varias de las canciones nacieron a manera de consejo como el track Otras Se Pierden que fue escrito para superar una relación fallida y decirle al que la escuche: “esto duele, pero va a pasar en algún momento”. Esa canción abre el álbum y fue escrita por seis manos para convertirse en un himno del desamor.

Con este álbum se tomaron varios riesgos y los sonidos no siempre salieron de instrumentos musicales, algunos de ellos son zapateos, el sonido de las cremalleras de los estuches de las guitarras o aplaudiendo al azar. Cada canción tiene una identidad clara basada en los sentimientos que produce el amor y eso hace que este álbum de corte pop latino pueda convertirse en una joya del género en Hispanoamérica.

  • Morat ya conquistó España y México y con estas Balas Perdidas pretende expandir su éxito a mercados como el argentino, el chileno, el latino en los Estados Unidos. Además, uno de los sueños es consolidar ese proyecto en su tierra, en Colombia, donde cuentan con un reconocimiento leve, pero nada comparado con el que han logrado en otros países.
  • Dedíquele 40 minutos de su día a este álbum, analícelo y mire si se acomoda a sus gustos. Puede que se convierta en su disco favorito del año o también puede que no le guste y nunca más quiera saber de Morat. Nos cuenta cómo le va.

Con este álbum se tomaron varios riesgos y los sonidos no siempre salieron de instrumentos musicales, algunos de ellos son zapateos, el sonido de las cremalleras de los estuches de las guitarras o aplaudiendo al azar. Cada canción tiene una identidad clara basada en los sentimientos que produce el amor y eso hace que este álbum de corte pop latino pueda convertirse en una joya del género en Hispanoamérica.

  • Balas Perdidas' de Morat 

 

Vea también: ¿Deben los músicos hablar de política en sus redes sociales? - Adriana Lucia responde