Se encuentra usted aquí

¿Por qué Bad Bunny, Residente y Ricky Martin protestan juntos en Puerto Rico?

Residente y Bad Bunny afilan cuchillos contra la corrupción del gobernador de Puerto Rico.
Bad Bunny y Residente en Puerto Rico - Foto: Joe Raedle, Gettyimages
Bad Bunny y Residente en Puerto Rico - Foto: Joe Raedle, Gettyimages
Por
Redacción Shock

Músicos referentes de distintos géneros como Ricky Martin, Bad Bunny, Residente y su hermana iLe (ex Calle 13); el actor Benicio Del Toro; además de viejas glorias de la música como La india y Danny Rivera se unieron a las protestas en Puerto Rico para pedir la renuncia del gobernador de la isla, Ricardo Rosselló.

Las protestas, que completan ya cinco jornadas, empezaron luego de que 900 páginas de un grupo de chat del gobernador, extraídas de la aplicación de mensajería Telegram, fueron publicadas por el Centro para el Periodismo de Investigación de Puerto Rico. En ellas, Roselló insultó a una candidata del partido opositor y además se burlaba del cantante Ricky Martin.

“Ricky Martin es un machista tan machista que se f**** a los hombres porque las mujeres no están a la altura. Es un patriarcado puro”, dijo en un fragmento de la conversación.

Tanto el cantante pop Ricky Martin como Bad Bunny anunciaron su participación en las protestas. Bunny, de hecho, canceló su gira por Europa a pesar de tener fechas confirmadas (la causa lo ameritaba).  

La sensación que deja ese encuentro de músicos que usualmente no hacen manifestaciones políticas es el de una unidad poco convencional alrededor de la indignación como valor. Incluso el máximo dirigente del partido de oposición con más votación hizo un llamado para no aprovecharse del momento y hacer convocatorias políticas. Las manifestaciones en Puerto Rico parecen ser por la dignidad. Y, aunque en esta ocasión se desataron por las palabras denigrantes, sexistas y discriminatorias emitidas por el hombre que regenta el mayor poder en la isla, sirvieron para destapar las acusaciones constantes contra su gobierno: permitir la creación de un esquema de corrupción alrededor de los dineros públicos de la salud y la educación.

Bad Bunny, Residente e iLe tambén grabaron juntos una canción en la que exigen la renuncia de Roselló, quien ya dijo en público que no contemplaba dejar su cargo. La letra es contundente y apunta en una dirección que no solo se remite a un asunto de lenguaje (claramente homófobo, violento y discriminatorio), sino al rebasamiento en la credibilidad en el gobernador, hijo de otro exgobernador acusado de corrupción: Pedro Rosselló. Su padre, de hecho, fue el primer Gobernador de Puerto Rico en testificar ante un gran jurado federal por las investigaciones de corrupción de funcionarios de su gabinete.

Bad Bunny lo explica mejor en la letra de Afilando los cuchillos

Ey, es hora de sacar las ratas

Que se vaya Ricky, que se vaya el otro, que se vaya Tata

Y no se trata de hablar malo en las conversaciones

Malo hablo yo en mi casa y en to'as mis canciones

Se trata de que le has mentido al pueblo con cojones

De que encondiste las muertes con to y los vagones te burlaste de nosotros con otros cabrones

E hiciste que el país entero se encojone

Manipulación, corrupción, conspiraciones

Ricky, renuncia y a tu mai que te perdone

Al conocerse la presencia de los músicos en la manifestación algunas voces (pocas) también han hecho críticas más bien ligeras sobre la figuración de un músico como Bad Bunny (o sobre su ropa) en espacios sociales de protesta. Como lo afirmó iLe en una entrevista con The New York Times, el lugar de músicos como Bad Bunny o Ricky Martin es despertar el interés político en todos los espectros del público: Ricky “con los viejitos” y Bad Bunny “con los jóvenes”.

Ricky Martin, Bad Bunny y Residente aparecen como protagonistas de la foto. Pero no hay que olvidar que el dato, desde luego, es la multitud que los acompaña, la presión para que alguien que heredó el poder a punta de capital social y está involucrado en casos de corrupción renuncie. También que la multitudinaria foto y los casos de corrupción del gobernador, probablemente, no se habrían conocido tanto de no ser por su presencia. Hilar más fino sobre los intereses de cada uno de los artistas es ponerlos primero como producto que como ciudadanos.

Tampoco es nuevo que los músicos tengan una voz política definida entre sus audiencias. Residente ha construido su carrera reciente alrededor de la crítica a la política local. Aunque cada vez pasa menos y el mercado del pop moldea (a los que se dejan) como marcas blancas por miedo a perder seguidores, esta convocatoria multigénero sí habla mucho del poder de convocatoria de los artistas hoy. Puede ser la redefinición de cómo se construyen los artistas.

Temas relacionados: