Se encuentra usted aquí

Los mil intentos de Will Smith por salvar el mundo y redimir sus pecados

A propósito del estreno este fin de semana de su nueva película 'La verdad duele'.
Por
Luis Fernando Mayolo

A propósito del estreno este fin de semana de su nueva película 'La verdad duele', en la que interpreta a Bennet Omalu, un médico forense que descubre que los deportistas de fútbol americano pueden desarrollar demencia luego de tantos golpes en la cabeza. 

Por: Luis Fernando Mayolo @mayolito // Foto: GettyImages // Gifs: Giphy

¿Cuántas veces ha intentado salvar el mundo Will Smith y lo ha logrado? Y en ese proceso ¿Cuántas veces ha intentado salvarse a sí mismo expiando sus pecados o remordimientos? Dilemas propios de un héroe que salvó el planeta de los extraterrestres un 4 de julio con su valentía en El Día de la Independencia y tiempo después repitió la hazaña en After Earth desarrollando como arma una ausencia de temor que lo invisibilizaba ante sus enemigos. Sobra nombrar las plagas que evitó en Hombres de Negro.

Cualidades de un verdadero héroe, aquellos que no solo buscan la popularidad en un comic, sino que además sacrifican su propia vida para redimirse. Este es el caso de Soy Leyenda, en el que Smith muere para salvaguardar la cura ante una epidemia zombie (intentando solucionar lo que el mismo causó); o en 7 almas cuando dona sus órganos a extraños, luego de haber perdido a su esposa y matado a otras en un aparatoso accidente. 

Un sinfín de actos heroicos que incluso entran en el terreno romanticón, cuando en Hitch le enseña a diferentes y poco agraciados personajes a conquistar a la mujer de sus sueños, que a su vez les ayude a encontrar sentido a sus lamentables vidas. Toda una existencia al servicio de los demás, pero no siempre bien recompensada. Dígaselo a Hancock, quien por poco termina linchado por su torpeza a pesar de sus buenas intenciones. 

Esta vez está de regreso con su nueva película La verdad duele (Concussion), en la que interpreta a Bennet Omalu, un médico forense que descubre que los deportistas de fútbol americano pueden desarrollar demencia luego de tantos golpes en la cabeza. Una cinta en la que Smith lucha contra una de las más poderosas corporaciones, con el propósito de sacar a la luz la verdad, así la mayoría no le interese saberlo. Una historia de conspiraciones que al mejor estilo Vicky Dávila y la comunidad del anillo buscan desacreditarlo en el proceso, por el derecho americano de preservar el opio del pueblo y por supuesto, el negocio que viene detrás. 

Con el rótulo de "basado en una historia real", la película tiene un tono egocentrista, en donde importa más el lucimiento de Will, que la interesantísima trama que está detrás, que hubiera podido aprovecharse mucho más profundizando en la disputa legal que deshumanizaba el deporte. Para lograrlo crean una serie de personajes secundarios, entre ellos el de Prema Mutiso, una exiliada que termina en sus brazos para enfatizar la idea de hombre de familia exitoso, que pone en riesgo su vida y la de los seres que ama por la lucha por la verdad. 

Como decíamos, una nueva y necesaria dosis de heroísmo y sacrificio en Hollywood, que no sorprenderá a nadie, pero si hará felices a otros tantos al no traicionar sus expectativas. Si no le gusta, seguramente no le dará tanta importancia o lo olvidará rápidamente.

 

Temas relacionados: