Se encuentra usted aquí

Armando Records presenta su agenda del semestre

Por
Redacción Shock

En estos últimos años la tarima de ese cuarto piso en la Calle 85 con Carrera 14 de Bogotá se ha convertido en un sitio para ver las bandas que más proyección tienen actualmente en el circuito mundial. Algunas nuevas y otras que vale la pena volver a ver. Por eso este semestre Armando tiene un cartel de viejos y nuevos conocidos -procedentes de muchísimas latitudes internacionales- para que vengan a dejar sin falta el alma en la pista.

Siete fechas en donde podrán olvidar que aquí alguna vez existió la frontera entre la música, la geografía y el tiempo.

¡Armando Fuentes les da una vez más la bienvenida a su Nación!

INSTITUTO MEXICANO DEL SONIDO / 23 DE FEBRERO / $30.000
Es curioso que mientras Camilo Lara se encargaba de firmar actos para EMI Music México (el gigante discográfico del que ahora es vicepresidente) lograra encontrar un espacio para su propia música en el circuito independiente y pudiera llegar a instalarse en el corazón mismo de la nueva movida latina con su Instituto Mexicano del Sonido. En los discos que ha editado hasta el momento (“México Majico”, “Piñata”, “Soy Sauce” y el EP “Suave Patria”) Lara ha encontrado como darle cancha larga a los juegos sonoros de una electrónica artesanal, llena de re descubrimiento cultural y gracia pop. Algo que aquí suena abstracto, pero que en la práctica lo ha llevado a los carteles de Lollapalooza, Bonnaroo y Coachella. Instituto ha pasado también algunas veces ya por Colombia –incluyendo una destacada presentación en Rock Al Parque 2009–, pero en esta ocasión le prometió personalmente a don Armando Fuentes que el desmadre que trama en su bar no tendrá precedente alguno.
 
VHS OR BETA / 29 DE BEBRERO Y 01 DE MARZO / $30.000
 El nombre de esta banda sugiere de entrada la afortunada inquietud que también existe en su sonido. La ambigüedad,  la hibridación, la bipolaridad, la experimentación son el patio de juegos de estos norteamericanos que llevan haciendo ruido bailable desde 2004. El proyecto  liderado por Craig Pfunder ha trascendido con su discografía –una buena cantidad de EPs sumada a los larga duración “Night on Fire”, “Bring on the comets” y “Diamonds and death” – al estigma de ser retro, para lograr que géneros como el post punk y el new wave puedan entrar a dialogar nuevamente con los habitantes del mundo en el que vivimos después de septiembre 11. Desde una primera vez en Rock Al Parque 2005, y a través de otras visitas igualmente significativas al país, VHS or Beta ha crecido exponencialmente junto al público colombiano. Podemos estar ya en la era de Cuevana y el Blue-Ray, pero todos sabemos que la gran fiesta todavía se vive mejor con la magia del análogo-digital.

JUNIOR BOYS / 07 DE MARZO / $35.000
Sí hay una división de la música a la que los Junior Boys no pertenezcan es a la juvenil. Y es que aunque la música de Jeremy Greenspan y su compañero  Johnny Dark es un placer rítmico, contiene mucho más que hormonas bailables e impulsos de pubertad sonora. Ya con un maduro cuerpo discográfico compuesto de cuatro álbumes –“Last Exit” (2004), “So This Is Goodbye” (2006), “Begone Dull Care” (2009), “I’ts All True” (2011)–, estos maestros canadienses del beat contemporáneo llegan a Bogotá por primera vez para demostrar por qué se han ganado con paciencia y madurez el lugar de grandes en el resto del mundo.

DATAROCK / 14 DE MARZO / $35.000
A parte del black metal, la otra gran exportación musical de noruega tiene que ser el pop rock electrónico. Con grandes antecedentes coterráneos como A-Ha, esta banda contemporánea se ha destacado durante la última década como líder en la renovación del movimiento escandinavo. Su nombre se deriva de la palabra noruega “datamaskin” –que significa computador– y de esa palabra con un significado universal que es “rock”. Agrupado en el año 2000, este cuarteto amante de la cerveza y la buena fiesta comparte sello con otros actos relevantes como Royksopp, Kings Of Convenience and Annie y destaca a Devo, Talking Heads y Happy Mondays entre sus mayores influencias. Su mezcla de sonidos funk, disco house y post punk los ha hecho girar más de una veintena de veces por el mundo entero. Algo que les ha permitido habitar el espíritu de la cultura popular norteamericana, no solo en las pistas de baile, sino en programas de televisión tan disimiles como Jersey Shore, Chuck y Yo Gabba Gabba, al igual que en decenas de videojuegos en donde su música ha servido de banda sonora gammer definitiva.

HOLY GHOST! / 10 Y 11 DE ABRIL/ $40.000
La música de Holy Ghost! realmente ha logrado convertirse en una experiencia sacramental para los melómanos de avanzada en el mundo entero. Nick Millhiser y Alex Frankel crecieron en el Upper West Side de New York, creyendo con devoción en los siempre etéreos y poderosos de la música. Así es como se convirtieron en parte de Automato, un colectivo de hip hop que debutó con un contundente álbum producido por James Murphy y Tim Goldsworthy. Holy Ghost! llegó después de la disolución de ese proyecto, cuando estos dos amigos siguieron haciendo música con arreglos pop y una tendencia a la electrónica enfocada en el canto. El dúo ha hecho algunos remixes para gente como Moby, Cut Copy o MGMT. Su primer álbum, titulado simplemente “Holy Ghost!”, apareció en el mundo el 2 de abril de 2011 y el público colombiano al fin podrá oír sus buenas canciones en vivo con la bendición del mismísimo Armando Fuentes.