Se encuentra usted aquí

Gane entradas pa' azotá baldosa al ritmo del Sargento García

Por
Redacción Shock

Bruno García es otro de los que se suma a la lista de músicos foráneos que encontró en los ritmos colombianos su mayor fuente de inspiración. ¡Pura sabrosura para el dancefloor!

Sargento García aterrizará en Colombia para presentar su más reciente álbum, Una y otra vez, en el mercado cultural Circulart 2011, que se realizará en Medellín del 22 al 25 de septiembre. A propósito de su pronta visita al país, hablamos con el productor francés.

Usted mismo se define como un nómada, un músico viajero cuyas experiencias vividas en cada lugar que visita quedan registradas en sus discos. En este último, Una y otra vez, hay mucho de Colombia. Su sonido y los ritmos allí incluidos así lo delatan.
En los últimos años me he dedicado a producir mis discos en Latinoamérica. En Cuba, en Jamaica, en México, y también en Colombia. Hace 4 años visité por primera vez Colombia. Tocamos en Theatron en Bogotá y me sorprendió muchísimo la energía de la gente. Volví a Europa cargado de discos, porque aunque tenía referenciada la música colombiana por la cumbia, el  vallenato, la salsa, y había escuchado a Sidestepper por Richard Blair y a Tres Coronas, que suena mucho en Francia, no conocía mucho más allá de eso. Me llamó tanto la atención lo que descubrí que al poco tiempo regresé para hacer un Ep que se llamó Cumbia Muffin y en el que reuní a varios músicos colombianos de música tradicional con otros de esta nueva generación para versionar algunas de mis canciones.

De esa primera visita que menciona, ¿cuáles fueron los artistas que lo impresionaron?
ChocQuibTown, tuve la suerte de conocer a Jacobo Vélez, de la Mojarra Eléctrica; descubrí la música de la Severa Matacera, El Dub Killer Combo, Nawal... Fue fenomenal encontrarme con lo que ellos estaban haciendo, porque es básicamente el mismo trabajo que yo vengo desarrollando desde hace casi 20 años. Hay una tradición musical que es muy valiosa, y hay muchos ritmos y sonidos que hoy corren el riesgo de perderse. Cantos, melodías, sonoridades que pueden desaparecer si nadie las retoma y las cita de alguna manera. Si nadie las sigue tocando. Por eso es tan valiosa la labor que han hecho los músicos colombianos de darse la vuelta y antes de mirar hacia Estados Unidos, fijarse en sus raíces.

¿De qué se nutrió este nuevo disco, Una y otra vez, que pronto vendrá a promocionar a Colombia?
Hay un par de temas que están muy inspirados en la música colombiana. Mi son mi friend es una canción que grabé con Li Saumet, por ejemplo. Y participan otros músicos como Jacobo Vélez, de La Mojarra; Érika Muñoz “Eka”, Kike Egurrola, Urián Sarmiento. Pero también tiene un poco de son cubano y del reggae de Jamaica. Es un disco que empezó a hacerse en Valencia, donde yo vivo, luego estuve trabajándolo también en París y en Cuba. Tiene lo que yo llamo salsamuffin, rock, sonidos balcánicos, ska, cumbia pacífica, hip hop, guaguancó y hasta bolero.

¿Cuál es la consigna detrás de las canciones que componen este álbum, detrás de ese carnaval de ritmos y sonidos que están en él incluidos?
Es un disco que conecta la música con la lucha, porque en ritmos como los afro, los indígenas y muchos otros sonidos tradicionales, ya hay de por sí un sentido de lucha y de resistencia. El mundo está muy dividido hoy y yo lo que intento es romper barreras y unir culturas con mi música.

Un disco para bailárselo de comienzo a fin.
Es algo genial porque al final todos nos movemos al ritmo de las mismas claves. Los instrumentos viajan por el mundo y son lectores de encuentros y de mezclas. No hay ninguna música que sea pura. 100%. El jazz, el rock, el blues, la cumbia, la salsa, todo termina siendo una mezcla. Los hombres hemos sido siempre nómadas por naturaleza. Cuando no encontramos lo que queremos en un lugar, vamos a buscarlo a otro. Es increíble lo que puede hacer la música para que la gente conozca y se conecte con otras culturas. Por ejemplo, Colombia, de la que en Europa se escuchaba solo por sus guerras, sus problemas sociales, de narcotráfico y de corrupción. Y de repente empezó a llegar su música con Bomba Estéreo y con Puerto Candelaria, con La Mojarra Eléctrica y con ChocQuibTown. La música sirvió para mostrar la imagen de un pueblo que tiene otras cosas que mostrar distintas a las que pueden verse solo a través del prisma del televisor.

Desde su primera visita a Colombia, ¿cómo se fue dando ese acercamiento con nuestra música?
Conocí muchos músicos en ese primer viaje. Y la curiosidad fue mutua. De parte de ellos por saber qué tipo de fusiones eran las que estaba haciendo este músico y dj francés, y mía por acercarme a su cultura. En el 2008 nos invitaron a tocar en Rock al Parque, y terminamos cerrando el Festival. He pasado buenas temporadas en Colombia pinchando en fiestas y armando unos buenos soundsystems con artistas colombianos. La primera vez que visité el país me quedé tres días, luego una semana, después más de un mes y la última vez terminé quedándome cuatro meses. Colombia te atrae como un imán. Es impresionante.

¿Cuáles fueron esos sonidos o instrumentos con los que se fue encontrando en Colombia y que tanto le llamaron la atención?
Las gaitas me volvieron loco. Tienen algo místico que me encanta. Y los tambores, la marimba, y claro, el acordeón. Me encanta cómo se pueden mezclar una gaita colombiana con un acordeón de Europa del Este.

¿Qué proyectos ha descubierto recientemente?
Hay un grupo de colombianos y belgas que se llama La Chiva Gantiva. También hay un grupito de Barcelona llamado Buritaca y Terracota, que es de Portugal.

Usted tiene un programa de radio, en el que de hecho muestra mucha de esa música que va descubriendo por el camino.
En Radiotimbo.com. el concepto es de hecho, muy nómada. Cada día hay un Dj de un lugar diferente del mundo haciendo el programa en vivo. Va al aire todos los días a las 11:00 de la noche, hora de Europa. Yo estoy todos los lunes.

El próximo mes estará en Colombia y hará una gira por Latinoamérica.
Tengo planes de montar una gran fiesta con todos los amigos músicos tanto en Bogotá como en Cali y Medellín, así que prepárense. Y después de Colombia, estaremos rodando por Latinoamérica hasta comienzos de noviembre.

La fiesta de Sargento en Bogotá
El Festival Latin Reggae Bits nace de una alianza entre el centro de eventos Royal Center y la productora Cecom Musica con el objetivo de abrir un nuevo espacio a la escena del reggae latino y de sus derivados (dub, ragga, electrónica, etc.) con los ritmos latinos, en una viaje musical que reúne influencias de Francia, Inglaterra, España, Jamaica, Cuba, México y Colombia.
Para su primera edición, el festival decidió programar un artista embajador de este mestizaje: Sargento Garcia, quien inventó el género Salsamuffin y cuya última producción incluye ritmos y músicos de la nueva escena musical colombiana.

Boletería: Tuboleta.com

Gane entradas al Festival Latin Reggae Bits 

Si usted quiere asistir a este evento confirme que sigue a @shockcomco en Twitter y escríbanos a concursoshock@gmail.com, con el subject: sargento completando los siguientes datos:

Nombre:
Número de Cédula:
Tel:
Correo:
Usuario en Twitter:

Ganadores (entrada doble)

1.Sebastian Mejía
2.Felipe Rodríguez Lozano
3.Claudia Alexandra Tafur Ramírez
4.Diego R. Guacaneme Guacaneme
5.Maria Paula Chaparro Guana
6.Camila Contador