Se encuentra usted aquí

'Toy to Life' y de cómo los gamers vamos camino a la quiebra

Por
Insert Coin

Por: Alejandro Cifuentes // @Shigeru_San 

Desde sus inicios, la industria de los videojuegos ha gustado por desarrollar periféricos que mejoran la experiencia de los jugadores: tapetes, guantes, sensores de movimiento, cámaras con reconocimiento de voz, timones, pedales e incluso bazucas; y quizás ustedes han tenido varios de estos en casa.

Si siguen con la afición por los videojuegos habrán notado que hace un par de años se han empezado a popularizar unos muñequitos que se llaman ‘Toy to Life’.  Todo empezó en 2011 cuando Activision lanzó Skylanders: Spyro’s Adventure, un videojuego que incluía una pequeña plataforma donde se depositaba una figura que aparecía inmediatamente dentro del juego. Desde ese día el juego es una sensación en Estados Unidos y ya ha vendido más de 3 mil millones de dólares ubicándose en solo cuatro años entre los videojuegos más vendidos de la historia. 

Dos años después Disney decidió meterse a este lucrativo negocio y con Infinity creó un videojuego algo parecido al de Skylanders en el que comprando un ‘Starter Pack’ el jugador tenía una base y un par de figuras de Disney con el que podría jugar intercambiando figuras que aparecían de inmediato en el juego. Acá el modelo de negocio tomaba un giro impresionante ya que los personajes de Skylanders eran creaciones nuevas mientras que Disney sacaba su poderoso catálogo de personajes y desde Mickey Mouse hasta Darth Vader, pasando por Jack Skellington, Ralph El Demoledor, Buzz Lightyear y Jack Sparrow ofrecían una gama de figuras impresionantes y variadas. 

Esta semana se lanzó Disney Infinity 3.0 que está enfocado casi en su totalidad al universo Star Wars. De estos tengo el Darth Vader, Pato Donald y Aladdin, son hermosos, confieso que no tengo el juego pero sí me inclino aún más a coleccionar, al fin y al cabo Disney, que ahora agrupa a Marvel y Lucasfilms, tiene personajes espectaculares.

En noviembre del año pasado, Nintendo también se lanzó de cabeza a este rentable negocio, pero el resultado fue más estruendoso. Con los amiibo, Nintendo ha venido lanzando olas que agrupan varios de ellos; la primera fue la de Super Smash Bros. de Wii U y 3DS, juego que es compatible con casi la totalidad de los más de 80 amiibos que han salido a la venta. ¿A que se debe el fuerte impacto de los amiibo en la industria? A los personajes. Nintendo tiene franquicias tan multimillonarias como Mario Bros., Pokémon, The Legend of Zelda, Metroid y Star Fox, pero también ha logrado que otros nombres de empresas diferentes se sumen – como Pac-Man y Sonic, dos viejos conocidos también –. 
Super Smash Bros., ha vendido cinco millones de copias y cada día vende más, las estadísticas dicen que por cada uno de esos juegos se han vendido cinco amiibos. ¡Es impresionante! 

A diferencia de Skylanders y Disney Infinity, los amiibo son objetos de culto, se agotan en minutos en tiendas como Amazon, Best Buy e incluso en almacenes locales como Panamericana. Con el anuncio de cada ola los rumores aumentan, ¿en qué tienda la venderán? Los almacenes se pelean por venderlos en exclusiva, así es como vemos que algunos nombres sean exclusivos de Toys R Us, Gamestop o Alkosto. En el mercado informal se consiguen a un precio que en algunos casos como ‘El Aldeano’ se han subido hasta cinco veces su precio original. 

LEGO también se ha unido a este selecto grupo con LEGO Dimensions, que es mucho más costoso que las anteriores formas de ‘Toys to Life’, pero que tiene mucha más interacción con el juego y la consola. Por ahora no sé mucho de ellos. 

Los ‘Toys to Life’ son la tendencia, Activision seguirá sacando Skylanders y su millonaria base de jugadores seguirá comprándolos, Disney tendrá el otro año la película Captain America: Civil War que seguramente tendrá sus figuras para Disney Infinity. Por su parte, Nintendo empezó a diversificar el tema y ya lanzó un set de amiibo cards para Animal Crossing: Happy Home Designer que consta de 100 cartas, el segundo set tendrá 400; cada paquete que trae seis tarjeticas cuesta $25.000, ya pueden sacar su calculadora; y ya anunció ocho amiibos más para Animal Crossing: Amiibo Festival. 

El negocio es muy bueno para todos, y de esta forma el gamer saca al coleccionista que tiene dentro de sí y de paso la tarjeta de crédito porque siempre hay muchas figuras para comprar. Conozco gente que no tiene consola de Nintendo pero ya ha comprado 10 amiibos, por ejemplo; yo no tengo Disney Infinity y ya voy por tres de sus figuras; sí tengo consolas de Nintendo y ya tengo 35 amiibos, cada uno a un promedio de $50.000. 

El bolsillo no aguanta tanto, y sin darnos cuenta, siguen llegando, ola tras ola, set tras set, y uno va cual religioso al culto (almacén) saca la tarjeta de crédito o el efectivo y compra; la plata a los amantes de los videojuegos ya no nos dura, y si le sumamos el precio actual de consolas y títulos, peor; quedaremos en la calle, en la quiebra, pero estaremos felices por tener una espectacular colección de Skyladers, Disney Infinity y Amiibos.

Tarde o temprano todos empezarán a interesarse en producir este tipo de productos; ¿creen que Microsoft o Sony dejarían pasar la oportunidad? ¿Qué tal figuras de Master Chief, Alan Wake, Nathan Drake, Big Daddy, las Little Sisters, Ryu, Ken? Las posibilidades son infinitas y mi billetera llora inconsolable. 

¿Están coleccionando algunas de estas figuras? ¿Las usan para sus juegos o solo por colección? Dejen sus comentarios, amigos.

Temas relacionados: