Se encuentra usted aquí

'Annabelle 2: la creación', angustiante y terrorífica

Estuvimos en la premier internacional de 'Annabelle 2: la creación', hablamos con el director y los actores, y este es nuestro veredicto.
Por

Cuando la muñeca Annabelle apareció por primera vez en The Conjuring en el 2013, muchos quedamos intrigados. “¿De dónde salió?” y “¿Cuál es su historia?” fueron algunas de las preguntas que los espectadores nos hicimos. Ahora con el estreno de la segunda película centrada en la muñeca diabólica, esas preguntas tienen respuesta. Annabelle 2: la creación cuenta una historia de origen que tiene tragedia familiar, un grupo de niñas huérfanas y, claro que sí, varios sustos buenos.

Hace un par de semanas estuve en Los Ángeles para ver la película y entrevistar a los actores y al director. Lulu Wilson, una de las actrices que hace parte del grupo de huérfanas desprotegidas que se enfrentan a Annabelle, me dijo que de frente la muñeca da tanto miedo como cuando uno la ve en la pantalla. Según la actriz de 11 años, la muñeca tiene una mirada tipo Mona Lisa que persigue sin importar dónde uno se pare. 

Quienes crecimos en los noventa relacionamos las palabras “muñeco asesino” con Chucky, el protagonista de varias películas de terror que les aseguro que si ven ahora les van a causar más risa que miedo. Annabelle, a diferencia de Chucky, no tiene nada de chistosa; tal vez el hecho de que la muñeca no se mueva ni hable es lo que la hace tan enigmática y terrorífica. Eso o su cara.

Wilson y Talitha Bateman son las protagonistas de esta película y las que más contacto tuvieron con Annabelle. Afortunadamente, las dos son fanáticas de las películas de terror y ninguna tuvo problema para dormir después de la grabación. Para ellas, es entendible que sus personajes tomen decisiones que uno no tomaría (como entrar a una habitación donde una muñeca satánica está sentada sola en una mecedora) porque como son niñas, sienten curiosidad por todo. Pero ya sabemos que la curiosidad no es buena y mata gatos. 

Para el director David F. Sandberg, responsable de otra película de terror llamada Lights Out, la experiencia de hacer Annabelle 2: la creación fue muy entretenida. Cuando leyó el guión, le encantó que la mayoría de personajes fueran femeninos (solo hay dos hombres en toda la película), que la acción ocurriera en los años 50 (cuando no había celulares desde los que uno puede llamar con facilidad a la policía a decir “una muñeca satánica nos está atormentando”) y que fuera una historia diferente a la de la primera película (de hecho, no hay necesidad de verla para entender esta segunda parte). 

Yo, por ejemplo, nunca vi la primera porque no oí ni una sola crítica buena. Sin embargo, sí me gustó mucho The Conjuring y acerca de esta segunda de Annabelle sí había leído cosas muy buenas. Entonces decidí aventurarme a conocer la historia de origen de la muñeca aunque no hubiera visto la primera parte y me llevé una grata sorpresa. En La creación, nos cuentan que Annabelle nació como un regalo de un papá para su hija. ¿Por qué decidió darle una muñeca con una cara tan terrorífica? Ni idea, eran los años 50 y la gente tenía gustos raros. Es eso o que el tipo odiaba a su hija. El caso es que después de una tragedia y del paso de los años, Annabelle empieza a atormentar a un grupo de niñas huérfanas y a una monja que las cuida. El hecho de que sean niñas las protagonistas y que, además, vivan en una época no tan tecnológica, se presta para crear una atmósfera angustiante y tensa durante las casi dos horas que dura la película.

Así que tenga en cuenta que este 17 de agosto será el estreno nacional, perfecta para todos aquellos que quieren tener unos buenos sustos, con un relato que se inscribe en el universo de The Conjuring. Alístese porque después de esta vendrán más, como The Nun, The Crooked Man y The Conjuring 3. ¿Volveremos a ver a Annabelle? Mientras siga llenando salas de cine y asustando con sus ojos que no parpadean, seguro sí.

 

Temas relacionados: