Se encuentra usted aquí

Mascotas robots, el nuevo mejor amigo del hombre

Por si no se habían dado cuenta que el futuro ya llegó.
Por
Redacción Shock

Las alergias, el gasto en comida o la sacada al parque con bolsa en mano ya no son excusa para no tener una macota en casa. Cinco desarrollos que demuestran que la humanidad ya está empezando a perder el contacto con el mundo análogo.

Por: Esteban Daza // @steban_dl / Foto: Getty

Adoptar o comprar una mascota trae consigo una serie de responsabilidades que no todo el mundo está dispuesto a aceptar. Pero en estos tiempos, en los que la tecnología piensa en todo, las mascotas robot son una muy buena opción para aquellos que quieren tener un animal en casa sin tantas tareas. Aquí algunas opciones.

Genibo

Este travieso bulterrier robótico fue diseñado en Corea en el 2005. Al igual que un perro de verdad, Genibo puede reconocer a los miembros de su familia y demostrarles afecto; también se queda dormido o pierde energía cuando su dueño no le presta atención por lo menos cinco minutos y puede causar uno que otro destrozo si no se mantiene vigilado.

Su precio oscila entre los 1.500 y 1.800 dólares. 

Pleo

Ahora es posible tener un dinosaurio en casa. Pleo es un pequeño camarasaurio con una sofisticada inteligencia artificial que le permite aprender de sus experiencias, el entorno que lo rodea y por ende desarrollar una personalidad individual. Su demo fue presentado en 2006 y en 2007 salió al mercado con un valor inicial de 349 dólares. Hoy en día su valor es de 470 dólares.

Furby

Fue lanzado en 1998 y alcanzó un record en ventas de 27 millones de unidades. Este hibrido entre ratón, murciélago y búho, responde a cualquier pregunta y cambia de personalidad de acuerdo al tipo de interacción al que sea expuesto. Este robot siente cosquillas y abrazos, se puede alimentar y con el paso del tiempo aprende a hablar el idioma del país donde sea comercializado. Además, si un Furby se encuentra con otro de su especie bromean, coquetean y hacen varias actividades juntos. En Colombia se pueden encontrar ejemplares desde 300.000 pesos. 

Paro o Nuka

Esta pequeña foca fue creada como una terapia para personas con demencia, depresión y agresividad. Es un robot interactivo que tiene sensores de tacto, luz, audio, temperatura y postura para percibir a las personas en su entorno. Su apariencia, gestos y sonidos ayudan a que las personas acaben sintiendo afecto por esta mascota robótica, que de acuerdo a algunas experiencias también ha ayudado a sus dueños a relajarse, socializar y motivarse. Todos estos atributos lo hicieron merecedor de un lugar en el libro de los Guinness Récords como el robot más terapéutico del mundo. Paro empezó a ser comercializado en Europa este año y valor está alrededor 6.000 euros. 

Romo

Es un robot didáctico que gracias a su conexión wi-fi puede controlarse desde cualquier computador o dispositivo iOS con solo enviar una invitación por correo electrónico. Suspendido sobre un soporte con ruedas, hace cualquier actividad que se le programe como reconocer rostros, perseguir objetos, pasear por la casa y hasta video conferencias. El valor del soporte para Romo es de aproximadamente 200 dólares, y a eso súmele el valor del iPhone, iPad o iPod para controlarlo.

 

 

Temas relacionados: