Se encuentra usted aquí

Las películas de Pixar ordenadas según qué tanto nos hicieron llorar

¿Cómo hacen para sacarnos las lágrimas tan fácilmente?
PIXAR
PIXAR
Por
Redacción Shock

Varios científicos han analizado qué tienen las películas de Pixar que nos hacen llorar tanto. Algunos dicen que biológicamente los rasgos infantiles de sus personajes nos evocan ternura, nos emocionan y activan nuestro instinto protector. 

Puede ser cierto, pero hay otra teoría: son cintas que nos hablan de situaciones y sentimientos universales como madurar, tener amigos, extrañar a alguien o querer ser diferente, con los que todos nos identificamos. Ya sea que sus protagonistas sean ratas, carros o robots, sus historias están cargadas de todas esas emociones que nos hacen humanos. 

Este listado no lo determina la calidad de la película, sino qué tanto llanto o emocionó  nos causó. Va en orden ascendente: desde la que no le produjo nada hasta la que lo deshidrató de tanto llorar. 

Cars 3

Una secuela innecesaria criticada por ser una decisión comercial, sin preocuparse por contar una buena historia. Predecible y cero emotiva.

Cars 2

Una película linda, entretenida y con mucha acción, pero le hace falta ese toque mágico de Pixar que nos deja un nudo en la garganta.

Bichos

Le falta mucho para ser memorable a pesar de tener todos los elementos de una película de Pixar: Personajes cercanos y grandes metáforas de la vida. Un buen primer intento. 

Monsters University

Una precuela innecesaria, pero no deja de ser cautivadora. Con referencias a las comedias universitarias de los 80s y 90s es una comedia entretenida, pero no le alcanza para emocionarnos.   

Buscando a Dory

Muchos tenían altas expectativas con esta película, pues Dory es uno de los personajes favoritos de Buscando a Nemo. Aunque tiene esa mezcla de humor y ternura que tanto nos gusta de Pixar, no supera a su predecesora.

Cars 

No es la mejor película de Pixar, pero tiene una buena mezcla de nostalgia y acción. Es tierna y muy dinámica, pero no lo hará llorar. 

Un gran dinosaurio

Considerada el mayor fracaso de Pixar, algunas escenas se salvan. Tiene una linda amistad y una despedida triste, dos de los ingredientes clave en las cintas de esta productora.

Los increíbles

Fue la primera de Pixar en incluir personajes humanos y no animales u objetos. Nos habla sobre el poder del vínculo familiar y tiene muy buenos personajes, sin descuidar la acción.

Ratatouille

Solo en manos de Pixar “una rata que vive en el sombrero de un cocinero” puede ser una historia tierna para una película. Visualmente bellísima y muy inspiradora, Ratatuille es uno de sus mejores trabajos.

Valiente

Ante la crítica de pocas protagonistas femeninas, Pixar nos presentó a su primera heroína. No es propiamente una película para llorar, pero sí tiene elementos muy conmovedores, como la relación de Mérida con su mamá y su deseo de ser distinta.

Toy Story

Más de 20 años después, todavía nos llega al corazón. Es una obra maestra que nos transporta a la niñez mientras nos habla de amistad y lealtad.  

Toy Story 2

De esta saga ninguna es mala. Todas tienen momentos que nos llenan de esa nostalgia y emoción de la niñez. La historia de Jesse seguro le aguó el ojo.

Buscando a Nemo

Esta fue la película que sentó un nuevo precedente para Pixar con escenarios atractivos, personajes complejos y varios momentos muy emotivos, como el de la mamá de Nemo.   

Wall-E

Una de las escenas más ‘humanas’ de Pixar la protagonizan dos robots. Mientras nos conmueve, hace una crítica a nuestra relación con el planeta. Todo sin decir una palabra.

Monsters Inc.

Los miedos infantiles son muy poderosos. Aquí Pixar se basa en ellos para crear un mundo totalmente nuevo que no pierde la inocencia. La despedida de Sullivan es tal vez uno de sus momentos más recordados. 

Intensamente

Las emociones son las protagonistas, así que era natural que nos hiciera llorar. Nos enseña lo positivo de reconocer cómo nos sentimos y aceptar la tristeza como parte de lo que somos.

Toy Story 3

Una generación completa creció para este momento. Los juguetes de Andy nos confrontan con la dura realidad de envejecer. La escena del incinerador es para agotar varias cajas de pañuelos.

Up

Una película potente que enamora desde los primeros minutos. Si dice que no lloró en la escena inicial, no le creemos.

Coco

 Como dice el meme “si no lloró, hay que poner una foto suya en el altar porque está muerto por dentro”. Con riqueza visual y música espectacular nos habla de seguir nuestros sueños y preservar la memoria de los que amamos. 

 

Temas relacionados: 
Publicidad