Publicidad

Publicidad

Publicidad

blu_red_shock_push.png
¡Sin spam ni problemas! Activen las notificaciones y reciban las novedades realmente importantes del mundo de la música, el cine y las series.
De una
Ahora no

Publicidad

Carolina Guerra es una bandida en 'Cinco', nueva cinta colombiana de suspenso

Hablamos con Carolina Guerra y Riccardo Gabrielli, justo antes del estreno en salas, que será a partir de este jueves 28 de enero en todo el país.

Cuando vi la película fue inevitable pensar en personajes como Nikita, Sarah Connor o la misma Mystique, porque de entrada nos quieren vender la idea de una mujer autosuficiente, inteligente y salvaje. Una de esas berraquitas bien mamacita, capaz de lo que sea por alcanzar sus metas, así tenga que joderle un poco la vida a otros robándole sus más preciados o cotidianos bienes. Eso sí, tiene un listado de valores, al mejor estilo de Zombieland, que debe seguir al pie de la letra para no morir en el intento y traicionar su peculiar moral.

Por: Luis Fernando Mayolo @mayolito // Fotos: Película Cinco.

Palabras más, palabras menos, esa es Cinco, la protagonista de esta historia que lleva el mismo nombre. Una producción de Riccardo Gabrielli, el mismo de 'La Lectora' y series como 'Tiempo Final' y 'Cumbia Ninja', ambientada en Nueva York y rodada completamente en inglés. Un tipo que tiene experiencia en grandes producciones de suspenso, historias taquilleras y cine de género. Por su parte Carolina Guerra es la responsable de asumir el peso de la película, convirtiéndose en una especie de antihéroe con el que para bien o para mal terminamos encariñándonos víctimas de su belleza y esa dosis de emprendimiento ilegal, que sólo toleramos en la ficción.

Podríamos decir que 'Cinco' es una película de autor, pero no en el sentido snob del concepto, sino desde la perspectiva que  su director prácticamente lideró todos sus roles, en compañía de su esposa y Carolina Guerra, en un proceso creativo que se fue construyendo con toda la libertad del mundo, con sus propios equipos y recursos, sin depender de ganarse premios para su financiación, experimentando a su antojo, eso sí, sin perder de vista que su creación buscaba divertir al público y no ser festivalera. 

Hablamos con Carolina Guerra y Riccardo Gabrielli, justo antes del estreno en salas, que será a partir de este jueves 28 de enero en todo el país (ver fotos del parche de la premier).

¿Para nosotros Cinco es un personaje femenino con carácter que fácilmente podría recordarnos a una Nikita?

Publicidad

Carolina Guerra: Es una loca súper guerrera, en la que una de sus reglas es trabajar sola y tiene todo ese practicismo y coraje para hacer lo que tiene que hacer y punto. Tiene una necesidad muy grande para alcanzar su meta, que no queda muy clara en la primera película y que seguramente se resolvería en una segunda parte que estamos pensando hacer. ¿Podría ser Six? (risas). Por eso sigue robando sin contar que la vida le tenía deparada una dura sorpresa. 

Siempre será interesante ver películas de género en Colombia, aprovechando la diversidad que permite que se estén haciendo una media de 36 películas en el país. Además es muy curioso ver que en los créditos Riccardo Gabrielli hace casi todos los roles

Ricky hizo todo. Éramos él, la esposa y yo dándole. Yo me encargué del vestuario, el maquillaje, mi personaje, y Riccardo de la edición, la cámara, etc y Carolina, su esposa, la producción. En el camino se sumaron personas que nos ayudaron con las locaciones, pero básicamente éramos los tres. La película la hicimos en dos semanas en Nueva York y una en Bogotá para grabar interiores.

Está forma de hacer cine implica muchas cosas

La exigencia física fue bárbara y en mi caso estoy en el 98% de las escenas. Esto era 24 horas al día.

¿Cómo terminó por involucrarse en este proyecto?

Publicidad

El primer acercamiento que tengo con la película se da cuando estaba en Gales grabando Da Vinci's Demons y Riccardo me llamó a contarme que tenía esa idea, que la quería hacer en Nueva York, en inglés y conmigo. Ve pensando en cositas, quiero que seas una carterista y te voy contando cositas que se me vayan ocurriendo. Quiero que me vayas ayudando también en este proceso. De una dije Ufff, imagínate, un sueño hecho realidad, el estar involucrado desde tan temprano en el proceso creativo seis o siete meses antes del rodaje.

Tiene mucha personalidad porque se fue armando solita y no tenía muchas pretensiones al principio. La fuimos haciendo por el gusto de hacerla. Esta película es nuestra, nunca buscamos una inversión de nadie, porque nos entendemos muy bien, tenemos casi que un sistema de comunicación telepático. Cuando existe el gozo de trabajar el carrito comienza a andar solo. Pasaron casi dos años y me dice en estos días: vamos a estrenar el 28 de febrero.

Y ahora que ve el producto final, ¿cómo lo ve, era lo que se imaginaba?

Me gusta más, porque normalmente uno está todo emocionado y luego dice juepucha. Eso no pasa tanto la verdad, sobre todo cuando la ves después de un buen tiempo, porque seis meses después de hacerla estábamos trabajando también en 'SamboDende', otro proyecto de Riccardo, pero gigante, con gente de Chile, Inglaterra, Shangai y Los Ángeles. Es un cómic que será llevado a la pantalla grande por los estudios. Aquí en Bogotá hicimos el short film, y 'Five' se quedó quieto por esa época. 

Si uno tiene la pilera y las ganas puede hacer cualquier cosa. Obvio que la educación audiovisual que tiene Gabrielli ayuda mucho a que la película parezca una producción mucho más grande. Uno puede hacer cosas increíbles sin tener los millones de los millones.

¿En qué momento está su carrera? 

Publicidad

El año pasado hice unos capítulos para una serie americana que todavía no han salido y no puedo decir nada, pero creo que lo van a ver en marzo. También voy a hacer una película en Estados Unidos a finales de mayo y ahora regreso a los Ángeles para las audiciones de todas las series que están preparando sus pilotos que se rodarán en el año, porque tengo mucho ánimo y energía. Hay un apetito muy grande por los latinos en este momento y hay que aprovecharlo.

553066_riccardo-gabrielli.jpg
riccardo-gabrielli.jpg

Y como nunca es suficiente, también tuvimos tiempo para hablar con el director Riccardo Gabrielli.

En esta producción usted es de esos directores que deciden asumir el liderazgo en todos los roles.

Llega un punto en tu carrera que ves a aquellos directores que hacen todo en la película y eso te inspira. En mi caso Robert Rodríguez es uno de los referentes para mi carrera. Aunque había hecho algo similar en mi primera película 'Cuando rompen las olas', en esta me puse todas las camisetas, claramente trabajando con la gente que le ayuda uno, por arte y por retarse a uno mismo. 

Publicidad

Cuáles fueron las consecuencias de este esquema de trabajo para bien y para mal

Primero si el guión no funciona, todo lo demás tampoco. Es como lo más malo que puede sucederle a una película. Mi idea de hacer algo sencillo que funcionara. Un thriller con el que la gente estuviera enganchada y que fuera descubriendo una cosa a la vez. Lo demás es exploración. Me considero un tipo súper visual, por mi trabajo de tantos años en 'Tiempo Final' o en 'La Lectora' tú sabes que puedo contar una historia chévere. En esta tengo aún más libertades, mucho más rock and roll.

Siento que en la película se cuentan dos historias en una. La primera de acción y otra mucho más de suspenso psicológico

Captas bien la idea. Queríamos mostrar un lugar muy abierto como Nueva York, captar su espíritu, que es más difícil que mostrar lugares icónicos. Ella termina encerrada en esa trampa y el resto es que ella tiene que demostrar que lo que sabe y ha aprendido también puede demostrarlo en otra situación. Aquí pasamos de lo abierto al encierro.

Siempre se escucha que hacer cine es imposible, que primero hay que ganarse múltiples premios y demás, para conseguir financiación

La cosa es muy fácil. Si hace 10 años hacías esta pregunta necesitabas película de 35 mm, una cámara que uno no sabía usar y tocaba alquilarla con su técnico. Cortar el negativo que es carísimo y la gente se limitaba por eso. Pero si ves ahora la gente ha comenzado a explorar. Luego empezaron a salir otras cámaras y formatos, 'Tangerine' por ejemplo se rodó con un iPhone, el estilo Dogma, Danny Boyle rodó '28 días después' con una Minidv. Yo comencé hace tres o cuatro años, a reunir plata para comprar mis equipos y explorar. Técnicamente todo lo puedes encontrar en Youtube. 'Cinco' fue hecha en mi computador, con mi cámara, por eso pienso que la gente se pone muchos obstáculos. Ya tengo una carrera donde tengo más de 300 episodios filmados, películas para televisión, series que le han dado la vuelta al mundo. Uno ya está acostumbrado a que la gente le diga a uno que le gusta o no. Ese es el miedo de muchos, pero lo que hay que hacer es rodar, grabar con lo que sea, pero hacerlo.

Publicidad

¿Quedó conforme con el producto final?

El proceso era una premisa, un semi guion, impulsando al personaje poco a poco. Había días que no teníamos guion y lo inventamos el mismo día en que grabábamos. Lo importante aquí es la experiencia, yo sabía durante el proceso cómo estaba quedando, porque sabía lo que quería. La gente muchas veces no sabe si desea hacer una película taquillera o de festivales, o que logre todos los objetivos. Esto puede demorarse cinco años mientras se clarifica y desarrolla. Yo vengo de la escuela de 'Tiempo Final'. Me gusta el género de suspenso y lo hice.

¿Es positivo en cuanto a la taquilla que puede hacer su película?

Es grato el aumento del número de películas colombianas, pero es preocupante ver las estadísticas de la taquilla, porque las de Dago y otras comedias como 'Se armó la gorda' tienen más de 300 mil espectadores y hasta un millón o más. El resto ni siquiera 100 mil. La mayoría de 20 para abajo. Es chistoso que justo en este momento entremos a este tema. Finalmente creo que aparentemente la gente quiere divertirse mucho y ya. Por eso los gringos hacen películas de todo tipo para cada público. Aquí las comedias mandan la parada y el resto las ve en una proporción muy bajita.

A todo el mundo le preocupa la distribución, incluso hasta la Ministra de Cultura

Todo lo que se haga en este sentido es positivo, el crear circuitos independientes, el que se programen en condiciones más equitativas en las grandes salas, lo que no estoy de acuerdo es en la formación de públicos, porque uno no le puede decir a nadie vaya vea esto. Para mí lo principal es que se empuje mucho, en mi caso Caracol me ha ayudado mucho. 

Publicidad

Carolina Guerra nos contó que era posible una segunda parte, una continuidad en el personaje

Siempre dejo mis películas abiertas, 'La Lectora' por ejemplo. Pido perdón por eso. En esta quería explorar brevemente quién era y qué le pasaba. Pero si hay posibilidad de hacer una siguiente, quisiera explorar el personaje mucho más y en algún lugar del mundo bien bonito.

¿Si le va bien o mal es culpa del director?

No estoy de acuerdo, porque a la gente le gusta o no a la película y eso no quiere decir que lo hicimos mal, al menos que sea una porquería. Todos hacemos una película en la que creemos. Me gusta mi película, la música y esta es para entretenerse, así de fácil.

Conviertan a Shock en su repartidor de nueva música, cine y series. Conviertan a Shock en su repartidor de nueva música, cine y series.

Vea también:

Publicidad

Al continuar la navegación, el usuario autoriza que el portal web, propiedad de Caracol Televisión S.A., haga uso de Cookies de acuerdo con esta Política .
ENTENDIDO