Se encuentra usted aquí

Con nuevo EP, García nos muestra otra faceta

El productor revela en su EP al cantante, compositor y guitarrista. El lado B de David Trujillo García.
Foto Brayan Garnica
Foto Brayan Garnica
Por
Alfred Lord

Si hablamos de David Trujillo García, tal vez no le suene mucho, pero este productor tiene amplia experiencia en la escena musical. Con el seudónimo Cid Branko trabajó con artistas como Bako, Bautté, entre otros. Esa experiencia y talento le sirvió para crear García, el proyecto que le permite hacer la música que más le gusta, pero para él mismo. Sus sonidos van desde el reggae, el soca, el denbow, la cumbia y todos los ritmos latinoamericanos, que son protagonistas en su EP homónimo.

De vez en cuando y Domingo recibieron buenos comentarios de la crítica especializada, del público. Las plataformas de streaming las han posicionado en los listados de lanzamientos y playlist destacados.

Hablamos con él de su paso de productor a cantante y de los sonidos que lo influencian para crear su propia música.

Fotos: Brayan Garnica // @brayangarnicaph

bsg_0235.jpg

¿Por qué hasta ahora se lanza como cantante?

La época de productor fue un tiempo de aprendizaje. Antes de este proyecto todo lo que hice en producción para otros artistas, era, sin saberlo, toda la escuela que necesitaba para medirme en este proyecto. Ser productor es algo que siempre hará parte de mí, pero ya era el momento de empezar a hacer mi propia música.

¿Cuál fue esa gran enseñanza que aplica en su música?

Yo creo que cuando produces música para alguien más, hay muchas cosas que tienes que dejar a un lado. Es meterte en los zapatos de otro artista, con deseos específicos para su música que no necesariamente son coherente con lo que yo quiero realmente. El gran valor como productor es aprender a meterse en los zapatos de los otros. Yo creo que eso es un factor importante para lograr que mi música sea diferente a la de todos los artistas con los que he trabajado. Sin embargo, creo que en la música que produzco para los demás hay una pequeña dosis de mi feeling en sus canciones.

¿Qué libertades se dio en sus canciones?

La sinceridad. Me fijo mucho en las letras, me gusta mucho escuchar y sentir todo lo que me trasmite una buena letra. Los artistas que más me gustan a mí son grandes poetas y escritores. Siempre me fijo en eso, busco la manera de enviar el mensaje, para alguien o para algo en específico, pero mi mayor libertad ha sido hacerlo a mi manera.

bsg_0225.jpg

¿Y qué libertades se ha dado en la música?

Ser productor me ha permitido saber qué límites quiero romper, y cuáles no me interesan. En este momento, quiero crear música que la gente pueda apreciar, ser suya y que también sea completamente coherente conmigo, entonces afortunadamente mis gustos musicales y lo que quería explorar es muy a fin con lo que me sucede ahora. Mi música es latina, yo lo definiría así, no podría darle un rótulo más, porque recoge los sonidos latinoamericanos. Hay canciones donde hay soca, o sonidos caribeños, otras tienen sonidos de reggae, guasca, y percusión colombiana con trap.

¿Dónde está el límite para no sonar urbano?

No sonar a urbano es una premisa fundamental para García, pero sobre todo no caer en esa presión, alrededor de mi hay personas que me ha persuadido de hacerlo, me ha dicho como debería hacer un reggaetón y estoy convencido que no lo haré, no, porque no me gusta, sino porque nunca he pensado que mí música sea para la fiesta, no quiero vender un momento de fiesta, para eso está el reggaetón.

García, track by track

El EP contiene seis canciones que son importantes porque han sido parte de la vida de Garcia.

De vez en cuando es la que abre el EP, habla de una relación que termina, pero que sin embargo quieres desearle al otro que sea feliz. Una de mis conclusiones es que los errores son grandes maestros, y cometemos errores sin querer con esa persona que quieres y te das cuenta de cosas que no deberías haber dicho o hecho.

Encontrarte habla de esa persona que no ha llegado. Mantengo la teoría de que todos tenemos alguien allá afuera, en algún lugar que está perfectamente configurado para uno.

Domingo habla de regalarle el día más importante de la semana a alguien que te gusta mucho. El domingo no se lo das a cualquier persona, es el día en que te quedas en tú casa con tú perro o haciendo lo que más te gusta, y si quieres conquistar a alguien es la oportunidad de hacerlo. Es especial cuando te regalan tiempo un domingo.